Policiales
Miércoles 19 de Octubre de 2011

Alarma en el Ministerio de Seguridad: se suicidaron 7 policías en 5 meses

El titular de la cartera, Carlos Aranda, arriesgó que los exámenes psicológicos deben revisarse. "Es cierto que algo está sucediendo si en apenas unos meses tenemos siete uniformados que se quitaron la vida, aunque sea por situaciones familiares”, reflexionó.

Por Leonardo Otamendi

Durante los últimos 5 meses se quitaron la vida 7 policías en Mendoza y en las mismas circunstancias murieron 11 en los últimos años. En cada situación las causas deben haber sido distintas pero al tratarse de integrantes de una misma fuerza, la luz de alarma se activó. El ministro de Seguridad, Carlos Aranda, manifestó su preocupación ante la periodicidad de suicidios.

En la madrugada de este miércoles la auxiliar Brenda González, de 24 años, se quitó la vida en su vivienda de General Alvear. Se disparó con el arma reglamentaria, que provee el Estado provincial.

El pasado 6 de octubre sucedió el hecho más paradigmático. Gustavo Pedemonte (34) se suicidó de un disparo en la cabeza en su cada de Las Heras. El uniformado estuvo diez meses en tratamiento psiquiátrico y psicológico porque el 5 de diciembre de 2010 su novia se había quitado la vida con el arma reglamentaria de él. Sanidad Policial le había dado el alta médica a Pedemonte y su arma le había sido restituida un día antes de su muerte.

Su padre Rodolfo responsabilizó a esta área médica. Aseguró en aquella oportunidad a este diario que le resultaba difícil de creer que no hubieran detectado el cuadro depresivo en el que estaba sumergido su hijo.

Estos dos últimos casos se suman otros cinco. Entre mayo y octubre le pusieron fin a sus vidas siete uniformados que no tienen un aparente denominador común. Algunos llevaban más de diez o veinte años en la fuerza y otros apenas unos pocos meses. Pero están todos familiarizados con algo: los exámenes psicológicos.

Fue el propio ministro de Seguridad, Carlos Aranda, quien salió a hablar de este asunto. Hacia abajo de él, quienes están directamente involucrados, fueron terminantes en negar cualquier tipo de declaración.

La encargada de Asistencia al Policía, Cecilia Zambrano, y el encargado de Sanidad Policial, el comisario inspector Mondeja, expresaron que es la oficina de Prensa de la cartera la que brinda información, pero allí no la difundieron.

En cambio Aranda aceptó rápidamente la consulta y explicitó que está preocupado ante la seguidilla de suicidios.

Los exámenes podrían detectar una tendencia autodestructiva. Al respecto, el ministro explicó: “Procuramos que el policía pase por un examen psicofísico para obtener el ascenso una vez al año. Ahí se debería detectar si está en condiciones de portar un arma”, señaló el funcionario.

De inmediato aclaró que “cuando da negativa la aptitud para portar armas, los policías pasan a áreas administrativas y, si es grave, se va de la policía”.

Pero la evidencia es tan fuerte que algo debe estar fallado, sobre todo en el citado suicidio de Pedemonte, a quien le pusieron un arma en la mano y le dieron el alta sin que, evidentemente, estuviera recuperado.

Ante esto, Aranda afirmó: “Vamos a tener que darle una revisión a esto, porque es cierto que algo está sucediendo si en apenas unos meses tenemos siete uniformados que se quitaron la vida, aunque sea por situaciones familiares”.

Por otro lado, esta preocupación manifiesta del ministro tiene un hecho objetivo que fuentes del Ministerio hicieron conocer pero que las autoridades no confirmaron ni negaron: se le habría iniciado un sumario al médico que le dio el alta a Gustavo Pedemonte.

Cifras que asustan de 2011
A continuación las identidades, años y fechas de los uniformados que se siucidaron
08/05 El ayudante José Antonio Zalazar (34). Hacía cinco meses en la Policía. Trabajaba en la Dirección de Inteligencia Criminal.
15/05 El auxiliar Norberto Alejandro Lomenzo (27) hacía cuatro meses que estaba en la fuerza y prestaba servicios en el Este.
26/05 El cabo Juan Ramón Tussi (47) llevaba 23 en la Policía.
18/08 El auxiliar Gustavo Amilcar Manzanares (22) era efectivo desde hace 13 años en los Bomberos de Tunuyán.
10/09 El auxiliar Damián Ape Grassi (35) hacía siete años que ingresó a la Policía y también prestaba servicios Tunuyán.
06/10 El auxiliar Gustavo Pedemonte (34) trabajaba en el Palacio de Justicia y tenía una antigüedad en la fuerza de ocho años.
19/10 La auxiliar Brenda González (24) vivía en General Alvear.

En 2010 también hubo policías que tomaron la drástica decisión. En enero, Claudia Navelino (33), quien trabajaba en la comisaría Cabeda (Las Heras), se disparó. En agosto, Juan Pereyra, (53), quien prestaba servicios en Investigaciones de Maipú, fue hasta un baldío de este departamento a quitarse la vida. En septiembre, Carlos Flores (28) quien era guardia del Ministerio de Seguridad, también le puso fin a su vida.
 

Comentarios