Economía
Jueves 03 de Noviembre de 2011

Algunos sectores advirtieron que Mendoza no está en condiciones de perder subsidios

En general, el anuncio de una reducción de los subsidios nacionales fue bien recibida. Pero la provincia recibe beneficios para la tarifa eléctrica de la producción agrícola y los combustibles del transporte. La actividad económica “desaparecerá” y “el transporte público sería inviable”, remarcaron referentes.

Por Alejandro Gamero
agamero@diariouno.net.ar

Las repercusiones locales sobre el anuncio de una reducción de los subsidios nacionales, con miras a un ahorro fiscal de $600 millones, dada a conocer este miércoles, cosecharon en general la bienvenida de la medida pero los referentes del sector empresarial local destacaron que aun así Mendoza no está en condiciones de perder los subsidios que recibe.

Adolfo Trípodi, referente de la Federación Económica de Mendoza (FEM), sector de la pequeña y mediana empresa, y Oscar Rasquin, representante de los dueños de las empresas de colectivos, confirmaron que a este ritmo los subsidios nacionales no pueden seguir creciendo pero a la vez reconocieron que la provincia no están en condiciones de perder los suyos.

Son los que recibe y se destinan a la tarifa eléctrica de la producción agrícola y los combustibles del sector del transporte.

Sin ellos, Trípodi remarcó que la actividad económica “desaparecerá” y Rasquin señaló que “el transporte público sería inviable”

Mientras tanto, desde el punto de vista puramente económico el actual ministro de la Producción de la Provincia, Raúl Mercau, aplaudió la medida admitiendo que el nivel actual de subsidios es muy alto para el presupuesto.

Pero la senadora nacional radical por Mendoza Laura Montero, quien fue ministra de Economía en la gestión de Julio Cobos gobernador, marcó una fuerte contradicción en el seno de la Casa Rosada.
La legisladora que hoy ocupa una banca en el Congreso nacional resaltó que el intento de quitar subsidios no se condice con lo que el Gobierno nacional ha pedido en la pauta de presupuesto para el 2012.

Es que en ese proyecto de ley, lejos de bajar los subsidios Montero señala que han pedido aumentarlos 20% respecto de la suma total prevista para este año, que alcanza los $71.925 millones.

El 60% de esa cifra hoy subsidia energía (tarifas, combustibles, entre otras) y otro 29% subsidia el sistema de transporte. Lo que queda se reparte en diversas actividades, entre ellos planes sociales, que están muy lejos de ser la porción principal de la torta.
 

Comentarios