Economía
Lunes 26 de Septiembre de 2011

Anunciaron la posible instalación de una fábrica de cemento en Malargüe

La planta tendrá una capacidad de producción de 400 mil toneladas al año, iniciándose con un 50% de esa cantidad.

El empresario sanjuanino Ramón Federico, titular de Hormigones de Cuyo, anunció que invertirá 34 millones de dólares para levantar una fábrica de cemento en el departamento de Malargüe.

La planta tendrá una capacidad de producción de 400 mil toneladas al año, iniciándose con un 50 % de esa cantidad.

El proyecto, que un principio se pensaba instalar en San Juan pero debió  trasladarse a raíz de la próxima radicación de la cementera Loma Negra en la vecina provincia.

El intendente antiminero de San Carlos, Jorge Difonso, adhirió a la explotación de los minerales en suelo malargüino, mediante una nota que se dio lectura durante la firma del acta compromiso para la concreción de la propuesta, cuyo acto se realizó en la Cámara de Comercio malargüina.

“Los materiales de la zona son óptimos, de excelentísima calidad” dijo el empresario, en relación a las calizas y yesos que se emplearán como materia prima para la elaboración del cemento.

En la construcción de la infraestructura trabajarían alrededor de 500 personas, mientras que en la etapa de funcionamiento se estima la incorporación de 150 trabajadores directos y aproximadamente 80 puestos de trabajo en forma indirecta.

La inversora asumió el compromiso para dictar capacitaciones en soldaduras, electricidad, albañilería, carpintería, manipulación de alimentos y otros rubros “a todas las  persona interesadas de la comunidad, para que puedan ser proveedoras de servicios”.

La fábrica cumplirá con las normas internacionales más escritas de protección del medio ambiente, utilizando “la más alta tecnología disponible a nivel mundial, por lo que aspira a ser una de las más modernas”.

Para su funcionamiento la futura planta utilizará como combustible gas, un bien escaso actualmente en la ciudad de Malargüe.

El mineral que será procesado provendrá de canteras ubicadas a poca distancia del radio céntrico malargüino, mientras que la molienda, procesamiento y embolsado se realizará en el establecimiento que debería estar ubicado entre 10 y 12 kilómetros del éjido urbano

Hormigones de Cuyo, con 38 años de vida, es una empresa constructora especializada en hormigones que desea expandirse ante la “excesiva demanda de cemento” que se está produciendo en estos momentos en el país.

El presidente la Cámara de Comercio, Martín Segovia, tras dejar aclarado que la entidad no respalda ninguna candidatura, sino que está dispuesta a escuchar todas las propuestas, agradeció el anunció de inversión porque “trae trabajo genuino para Malargüe”.

Comentarios