Deportes
Domingo 19 de Abril de 2015

Argentina descendió en la Copa Federación

Perdió en el repechaje ante España por 3 a 0, y cayó a la Zona Americana. Lara Arruabarrena derrotó a Paula Ormaechea en Tecnópolis, para consumar el descenso.

Argentina no pudo maquillar el mal momento que atraviesa su tenis femenino y descendió a la Zona Americana luego de tres años en el Grupo Mundial II de la Copa Federación, al caer en el Repechaje ante España por 3-0, que se consumó con la derrota de Paula Ormaechea ante Lara Arruabarrena, en Tecnópolis.
La derrota de Argentina en la serie llegó con la caída de la santafecina Ormaechea, 158 en el ranking mundial de la WTA, frente a la vasca Arruabarrena (88) por 6-1, 4-6 y 9-7, luego de dos horas y 44 minutos de juego en el predio ubicado en Villa Martelli, ante unas escasas 300 personas que se acercaron a alentar al equipo local.
El equipo dirigido por María José Gaidano perdió los tres puntos de la serie al mejor de cinco, que se completará con el partido de dobles entre las argentinas Nadia Podoroska (408) y Tatiana Búa (612) ante las españolas Anabel Medina Garrigues (526) y Aliona Bolsova (622), es decir que no se jugará el cruce entre María Irigoyen (226) y Sara Sorribes (162).
La serie comenzó a inclinarse en favor del equipo español ayer con los triunfos de Sorribes sobre Ormaechea por 4-6, 7-6 (7-2) y 6-1, y luego de Arruabarrena sobre la tandilense Irigoyen por un contundente 6-0 y 6-1.
Con el paso en falso de Ormaechea, y la lógica derrota de Irigoyen, Argentina quedó ante una misión casi imposible frente a un rival que dio la enorme ventaja de venir al país sin sus cuatro mejores tenistas: Carla Suárez (10), Garbiñe Muguruza (20), Silvia Soler (67) y María Teresa Torro Flor (97).
En ese contexto, la sunchalense Ormaechea salió a jugar con mucha presión y quedó enseguida 5-1 abajo en el marcador luego haber cedido dos veces su servicio, primero para 0-2 y luego para 1-5, en apenas media hora de juego.
Si bien Arruabarrena no fue la misma de ayer frente a Irigoyen, porque Ormaechea la complicó con su derecha, lo mismo le bastó con su actitud ofensiva para llevarse el set inicial por 6-1 en 38 minutos de juego.
La vasca mostró un buen revés, tanto cruzado como paralelo, así le hizo daño a Ormaechea, quien tomó malas decisiones dentro de la cancha, jugó muy retrasada y por eso debió replantear su juego en el segundo set.
La santafecina se encontró 2-0 abajo en el segundo parcial tras ceder de entrada su servicio, y ahí generó un cambio, ya que se adelantó en la cancha, buscó más los puntos y tiró varios drops efectivos que le permitieron ganar cuatro juegos seguidos y pasar al frente por primera vez en el partido por 4-2.
Ormaechea ajustó su devolución y eso le permitió incomodar a su rival y quebrarle el servicio, algo que no había hecho en el set anterior y que lo logró tres veces, para 2-2, 4-2 y 5-3.
En ese segmento se vio lo mejor de Ormaechea, ya que apuró con su derecha y ajustó la devolución, lo que le permitió llevarse el ser por 6-4 en 49 minutos para dejar el partido igualado.
El ímpetu de Ormaechea se terminó en el inicio del tercer set, cuando dejó de jugar profundo, cedió la iniciativa y eso le costó quedar abajo, ya que la española quebró dos veces (1-0 y 4-1) y parecía encaminarse a la victoria.
En ese momento, el público se hizo sentir y le dio fuerzas a la santafecina, quien reaccionó y recuperó los dos quiebres (2-4 y 4-4), eso le permitió igualar el partido y dominar hasta que tuvo un match point en su favor con el marcador 7-6 en su favor y la española sacando 30-40.
Fue allí que Ormaechea se apuró con una devolución ancha y Arruabarrena salvó el partido, luego pasó adelante 8-7 con un quiebre y se llevó la victoria final por 9-7, con más complicaciones de lo que se preveía.
Ormaechea luchó cada punto, estuvo cerca y por eso el llanto final tras la derrota, dolorosa porque deja a la Argentina nuevamente en la tercera categoría de la Copa Federación.
Argentina, con el descenso consumado, deberá replantear su futuro, ya que la espera una Zona Americana dura, con algunos países que crecieron mucho en su tenis femenino como Paraguay, que cuenta con dos tenistas interesantes como Verónica Cepede Royg (166) y Montserrat González (225).
Seguramente habrá que planificar el futuro con Ormaechea, de 22 años, como líder de una formación que necesita urgente un recambio, con la aparición de algún talento juvenil que colabore para regresar pronto al Grupo Mundial II.

Fuente: Diario UNO Mendoza

Comentarios