Espectáculos
Lunes 17 de Octubre de 2011

¡Ay Lindsay!

Es una pena, pero Lindsay Lohan no remonta. Ahora se conoció que la joven actriz fue echada del programa de rehabilitación que tenía que seguir para no acabar con sus huesos en la cárcel.

Se supone que Lindsay tenía que terminar un servicio comunitario de 360 horas en el Centro de Mujeres de Los Angeles Downtown, tras la orden que la jueza Stephanie Sautner le impuso al juzgarla por haber, supuestamente, robado un collar en unos grandes almacenes.

Según fuentes cercanas, la actriz ha violado 9 veces las visitas al centro ya que, en esas ocasiones, aunque se presentó, llegó tarde y solamente ha trabajado una hora. Tras cansar ya a los directivos del centro, se la expulsó del Centro de Mujeres y se le ha cambiado a una nueva, la de la Cruz Roja.

La próxima semana, Lindsay volverá a la corte para continuar con su proceso. Cuando vuelva a ver a la juez Stephanie Sautner será entonces cuando la actriz sepa si su actitud ha tenido consecuencias o no, y si lo que ha conseguido es atrasar su libertad total.

Fuente: hiperpop.com

Comentarios