Más noticias
Martes 25 de Octubre de 2011

Clink caja

Muy cnmovedor todo. Pero una vez fallecido el cofundador de Apple, Steve Jobs, llega el momento de facturar. La llegada al mercado de su biografía póstuma lo confirma.

Con material obtenido de cuarenta entrevistas, el libro escrito por Walter Isaacson, acerca de la vida profesional y personal de Jobs, llegó el lunes al mercado en Estados Unidos y de manera simultánea a través de internet, y de acuerdo con extractos del texto, Isaacson dejó al descubierto algunos de los planes del fallecido visionario, como conquistar el mercado de televisión.

Los rumores acerca de los planes de Jobs de ofrecer televisión rondan el ambiente desde 2009, y se fortalecieron con el lanzamiento del dispositivo para despelgar contenido descargado de internet: Apple TV. Recién en 2011 cobraron fuerza de nuevo con la oferta de Apple de almacenamiento en la nube, iCloud.

El autor y ex editor de Time, Walter Isaacson, escribe en su libro que el cofundador de Apple quiso cambiar la manera en que se consume la televisión, al igual que lo hizo con la música a través de iPod y iTunes , o las comunicaciones con iPhone.

“Él quiso hacer con la televisión lo mismo que hizo por las computadoras, dispositivos de consumo de música y teléfonos”, explica Isaacson.

“Quise crear una dispositivo de televisión integral y muy simple de usar”, se lee en el libro.

Isaacson afirma que la idea televisiva de Jobs era que se sincronizara con otros gadgets de Apple y con iCloud.

A la par del negocio y de los planes, diversas publicaciones como 60 Minutos, Washington Post, PC Magazine y CNet, que tuvieron acceso al libro por adelantado, mencionaron que otro aspecto de la vida de Jobs que resalta el autor, es su manera de liderar la empresa en una actitud que Isaacson describe como “petulante” y “manipuladora”.

Recapitula la vida del visionario que llevó a Apple a ser la referencia de la industria tecnológica, desde su pasión por The Beatles hasta su adopción del budismo como una forma de vida y sus desplantes en la empresa.

“Él pudo haber sido el peor director del mundo, solía ser bastante cruel con la gente y los empujaba hasta el máximo de sus capacidades para obtener exigentes estándares de calidad”, escribe Isaacson.

Jobs, revela su biógrafo, admiraba a Mark Zuckerberg, director ejecutivo de Facebook, por aferrarse a sus convicciones y no vender su compañía.

Por otro lado, también dejó ver su crítica hacia otros colegas, como Larry Page, presidente y director ejecutivo de Google, a quien se refirió como poco capaz para destacar en el negocio.

La llegada al mercado de Steve Jobs, que originalmente se llamaría iSteve, cambió su fecha de lanzamiento en diversas ocasiones, desde su original fecha propuesta para marzo de 2012, a noviembre y tras su muerte a octubre. Ahora se puede comprar por 17 dólares.

 

Comentarios