Más noticias
Miércoles 13 de Enero de 2016

Comer demasiadas papas antes de un embarazo puede conducir a una diabetes

La diabetes gestacional aparece en mujeres embarazadas hacia el final del segundo trimestre y debe controlarse y tratarse, ya que implica un riesgo tanto para la madre como para el niño.

Una mujer que consume muchas papas antes de quedarse embarazada tendría más posibilidades de desarrollar una diabetes durante su embarazo, según un estudio publicado este miércoles en una revista médica británica.

La diabetes del embarazo (o diabetes gestacional) aparece en mujeres embarazadas hacia el final del segundo trimestre y debe controlarse y tratarse, ya que implica un riesgo tanto para la madre como para el niño.

Las papas son uno de los alimentos más extendidos en el mundo y muchos países promueven su consumo, aunque algunos estudios estimen que pueden tener un efecto nefasto en el porcentaje de  azúcar en sangre a causa de su elevado contenido en almidón. Su impacto en el embarazo era, sin embargo, poco conocido hasta  el momento. Por ello, un grupo de investigadores estadounidenses estudiaron  a unas 15.000 mujeres, que estuvieron embarazadas entre 1991 y  2001.

Durante este período, de los 21 mil embarazos no múltiples  registrados, 854 estuvieron asociados a una diabetes gestacional. De las 15.000 mujeres estudiadas, ninguna de ellas, seguidas en  el marco de un estudio sobre la salud de las enfermeras,  presentaba diabetes antes de la gestación.

Tras tener en cuenta otros factores de riesgo como la edad, la  actividad física o la obesidad, los investigadores dirigidos por  Cuilin Zhang descubrieron que el riesgo de presentar una diabetes  durante el embarazo aumentaba un 50% para las mujeres que  consumían muchas patatas (más de 5 porciones por semana) respecto  a las que ingerían menos de una.

El reemplazo de dos porciones de papas por verduras o  cereales cada semana disminuía el riesgo de contraer diabetes gestacional entre un 9 y un 12%. Para explicar este fenómeno, los autores del estudio avanzan  que el elevado índice glucémico de las patatas provocaba una alza  rápida del porcentaje de azúcar en sangre. Los científicos reconocen, sin embargo, que se trata de un  estudio de “observación” (que busca establecer un vínculo entre un  factor de riesgo y la aparición de una enfermedad) y que no pueden  establecer conclusiones sobre la causa de la patología.

 

Comentarios