Más noticias
Jueves 01 de Diciembre de 2011

Concesionaron el Hotel Potrerillos por 20 años y prevén reabrirlo a principios de 2013

El Gobierno provincial selló el contrato con la única firma que se presentó a la licitación: Nell-Joy Industries Mendoza SA. Será un petit hotel de 4 estrellas con 42 habitaciones, lo que requerirá invertir unos $8 millones.

Por Mariano Pistone
mpistone@diariouno.net.ar

Luego de 12 años con las persianas bajas, el hotel de Potrerillos ahora está a un paso de recuperar su esplendor de antaño: el Gobierno provincial otorgó la concesión del complejo (ya había sido preadjudicado). Si no media ningún inconveniente, volvería a estar operativo a principios de 2013. La empresa encargada de su recuperación, explotación y mantenimiento deberá invertir casi $8 millones para volverlo a la vida. Una vez completadas las obras, mendocinos y turistas podrán disfrutar de un petit hotel de 4 estrellas con 42 habitaciones.

La adjudicación a la firma Nell-Joy Industries Mendoza SA, perteneciente al grupo Benenati, llegó este miércoles luego de varios intentos fallidos por entregar en concesión el hotel, el cual cerró en 1999. Pero en el Gobierno se muestran convencidos y seguros de que en esta oportunidad no habrá problemas y que en unos 16 meses volverá a funcionar nuevamente como en sus mejores épocas, desde que fue inaugurado en 1942.

“La verdad es que ansío el día en que se corte la cinta y se ponga en funcionamiento este nuevo emprendimiento”, afirmó el secretario de Turismo, Luis Böhm, minutos antes de firmar el contrato de concesión a 20 años, el cual estipula que el alojamiento funcione también como un hotel escuela. Es decir, servirá para que alumnos de hotelería y gastronomía realicen pasantías en el sitio.

La empresa tiene once meses para concretar la reapertura del hotel, aunque a ese tiempo hay que agregar cinco meses de trámites administrativos.

El proyecto presentado por la firma contempla mantener intacta la estructura edilicia y el estilo del hotel, avanzar en la recuperación de los amplios jardines (el inmueble se asienta en un terreno de 18 hectáreas), la implantación de viñedos y la relocalización de la piscina.

Pero este sería sólo el comienzo, ya que según anticipó el presidente de Nell-Joy y director ejecutivo del grupo empresarial, Gonzalo Sarriguren, la empresa tiene planificado en una segunda etapa anexar un salón de eventos, un spa, canchas de tenis e infraestructura para la práctica de actividades acuáticas.

A la vez, Sarriguren resaltó que mucho antes de que ello suceda esperan poder habilitar el restorán del hotel. Esto podría suceder antes de mediados del año que viene.


Un camino sinuoso
El Gobierno provincial preadjudicó la concesión a la empresa Nell-Joy el 17 de este mes, firma que forma parte del holding Benenati, cuya actividad principal es la fabricación y venta de componentes aeronáuticos. También se dedica al sector turístico –reabrió el hotel Argentino (ubicado frente a la plaza Independencia)– y al inmobiliario (tiene varios emprendimientos en la provincia).

A partir de la preadjudicación, la firma tuvo doce días para completar y presentar la documentación. Ese paso lo cumplió en tiempo y forma, y ahora se prepara para poner en marcha la recuperación del sitio.

Este momento de definiciones fue precedido por una serie de idas y vueltas: en 2004, el gobierno del radical Roberto Iglesias adjudicó la recuperación del hotel a la UTE Inversora Hoteles y Turismo, aunque un conflicto judicial entre sus socios truncó la movida. La concesión estaba firmada, pero no se pudo avanzar y en octubre de 2006 el gobierno de Julio Cobos tomó nuevamente el control del alojamiento. Un año después se firmó la caducidad del contrato de concesión, lo cual abrió las puertas para volver a llamar a licitación.

Esto último hizo el gobierno de Celso Jaque, aunque no fue un trámite sin trabas: la primera convocatoria, que se completó en marzo de este año, quedó desierta. Con el objetivo claro de reabrir el hotel, se realizó un nuevo intento y en esta oportunidad se presentó un oferente: la firma Nell-Joy Industries Mendoza SA.
 

Comentarios