Política
Lunes 28 de Diciembre de 2015

“Corremos el riesgo de que los delincuentes entren por una puerta y salgan por la otra”

Marcelo D'Agostino, el nuevo subsecretario de Justicia en la gestión de Alfredo Cornejo, también criticó el polémico fallo de la Suprema Corte.

“Corremos el riesgo de que los delincuentes entren por una puerta y salgan por la otra”. Así se pronunció el nuevo subsecretario de Justicia y Relaciones Institucionales, Marcelo D’Agostino, en referencia al polémico fallo de la Suprema Corte de Justicia que favorece la situación de los detenidos en la provincia.
El miércoles pasado los jueces del máximo tribunal de Justicia dieron lugar a un hábeas corpus presentado por organismos de Derechos Humanos. Entre otros puntos, los magistrados fallaron que los sospechosos quedarán libres de forma automática si un juez de Garantías no revisa su caso antes de las 24 horas desde el momento de la detención.
D’Agostino opinó al respecto: “Es un fallo de la Corte para los jueces y fiscales, pero no sé si está en condiciones de efectivizarse. Y si no se efectiviza corremos el riesgo de que los delincuentes entren por una puerta y salgan por la otra. Eso va a afectar al gobierno y al sistema de seguridad”.
“La estructura no están aceitada para cumplir con ese plazo de 24 horas”, dijo el flamante funcionario ejemplificando el caso de Año Nuevo, cuando hay asueto administrativo y ningún juez de Garantías se encuentra cumplimentado la nueva resolución. “Probablemente las personas que sean detenidas jueves o viernes de las Fiestas recuperen su libertad dentro de 24 horas”, dijo.
El subsecretario alegó que el fallo “debe estar modificado con un cambio estructural en donde tiene que darse intervención al Ejecutivo y Legislativo. Conlleva un cambio estructural”.
Cuestiones técnicas
Marcelo D’Agostino enumeró también algunas de las condiciones legales técnicas que dificultan la aplicación del resolutivo de la Suprema Corte.
El subsecretario de Justicia explicó que los jueces se basaron en un informe que realizaron los organismos de Derechos Humanos en agosto de 2015, donde se llega a la conclusión de que hay personas que llevan muchos meses detenidas sin que ningún juez convalide esta decisión.
“Lo que no hace el informe es discriminar varias cuestiones. Por ejemplo, si esas personas están detenidas por causas federales o provinciales. Tampoco discrimina si están bajo la órbita de nuevo Código Procesal Penal o el viejo”, subrayó.
El funcionario se refería a que los departamentos del Gran Mendoza y el Este provincial tienen el nuevo Código, es decir, hay fiscales de instrucción que investigan y magistrados que avalan o no sus medidas. En cambio, en el Valle de Uco y el Sur son los jueces los que directamente lideran la pesquisa inicial.
“En la resolución de la Corte surge que el fiscal tiene 24 horas para poner a un detenido a disposición del juez de Garantías y que resuelva si queda libre o si le dicta prisión preventiva. En los casos en que no esté imputado pero no detenido tiene 10 días (en donde se aplica el nuevo Código) o 6 días (en donde se aplica el viejo Código)”, detalló D’Agostino.
“Para ello el fiscal debe probar al juez de Garantías que el sujeto se quiso escapar o está realizando tareas de entorpecimiento en la investigación. Lo importante y lo que cambia es que ahora el fiscal debe probar, en el caso concreto, esta situación sin importar los antecedentes del sujeto, lo cual es casi imposible”, consideró.
El  Código se establece un tiempo límite de investigación de tres meses que es prorrogable. Vencido ese plazo cesa la intervención del fiscal o juez y se establece que se van a aplicar sanciones”, explicó. “Este informe habla de detenidos sin intervención de un juez. Deberían decir cuáles son los casos concretos y ver si la Corte los ha sancionado”, agregó.
“Se debería haber consultado y no era el momento oportuno. Debería haber por parte de los miembros de la Corte que firmaron este fallo una ocasión de diálogo hacia los demás poderes. Máxime cuando estamos en el arranque de una gestión”, concluyó el funcionario.
Fuente: Diario UNO de Mendoza

Comentarios