Más noticias
Domingo 20 de Noviembre de 2011

Cuatro de cada 10 alumnos sufrieron violencia escolar este año en Mendoza

Lo revela un estudio realizado exclusivamente en la provincia por el Observatorio Internacional de la Universidad Católica Argentina. También analizaron una nueva modalidad de ataque: vía internet.

Gonzalo Ponce
gponce@diariouno.net.ar

Cuatro de cada diez alumnos sufren algún tipo de violencia escolar frecuentemente, según un estudio efectuado durante 2011 en escuelas públicas mendocinas. Los casos contemplados van desde poner sobrenombres hasta amenazas con armas.

El trabajo fue realizado por el Observatorio Internacional de Violencia Escolar de la Universidad Católica Argentina (UCA) y se centró exclusivamente en nuestra provincia.

Alejandro Castro Santander, director del observatorio, detalló que el estudio apuntó a la violencia escolar directa e indirecta.

“En la violencia directa, debemos contar los casos de golpes o amenazas con armas de un alumno a otro. En la indirecta, están acciones como robos, rechazo, aislamiento, sobrenombres y miedo”, explicó Castro Santander.


Violencia directa

En el caso de los golpes, el 30% de los consultados contestó que alguna vez había sufrido este problema. Mientras que el 6% reconoció que lo enfrentaba con mucha frecuencia.

Con respecto a las amenazas con armas, el 5% dijo haberlas recibido alguna vez y sólo el 1,5% aceptó que esto le sucede asiduamente.

Encuestados
- 9.300 alumnos mendocinos de entre 9 y 18 años abarcó el estudio del Observatorio Internacional de Violencia Escolar de la UCA.

 

- 171 escuelas en total formaron parte de la encuesta llevada a cabo en la provincia.

- 127 de esas instituciones son del nivel primario y el resto (44 establecimientos) son de nivel medio o secundario, se informó.


Indirecta
A la pregunta: ¿Le roban, le rompen o le esconden cosas?, el 30% contestó afirmativamente. El 11% dijo que lo sufre repetidamente.

El 27% de los alumnos aceptó que recibe rechazo y aislamiento de vez en cuando y el 6% cotidianamente.

Los sobrenombres, apodos y burlas marcan los porcentajes más altos del estudio. El 65% dijo que los ha sufrido alguna vez y el 21% lo padece casi a diario.

El 20% de los chicos reconoció tener miedo en la escuela por estos motivos.

Castro Santander analizó que si bien los porcentajes de violencia directa son bajos, hay que entender que los de violencia indirecta son altos. “Y está comprobado que son la causa de violencia directa, por lo que no se puede decir que estos números sean buenos o aceptables”, remarcó.

Si se suman los porcentajes de alumnos que asiduamente han sufrido algún tipo de violencia, se llega ampliamente al 40% de los encuestados.

Si se agregan los casos de ciberviolencia, el porcentaje de víctimas subiría un poco más. Aunque esto merece un análisis propio.

Los docentes casi ni se enteran
Uno de los principales problemas reflejados por el estudio es que no siempre se detectan a tiempo los casos de acoso o violencia escolar. Por lo general, se observan cuando golpearon a un chico o un alumno llevó un arma a la escuela e, incluso, hirió a otro.

En este punto, los especialistas recomiendan trabajar mucho más en la capacitación docente, para que puedan dilucidar problemas en potencia y detener las acciones antes de que pasen a mayores.

También aconsejan trabajar en la prevención, teniendo en cuenta el punto de vista de la familia y la realización de cursos de alfabetización emocional.

Además, aseguran que los medios deben sumarse a esta lucha.

¿Qué es…?
Es el acoso escolar similar al tradicional, en el que se usan las nuevas tecnologías de la información y de las comunicaciones para llevarlo a cabo.

En este punto, los mensajes de texto de los teléfonos celulares y las aplicaciones de las redes sociales sirven de herramienta para acosar a un alumno o alumna.

Algunos ejemplos son denigraciones o amenazas a través del chat o difusión de fotos o videos de algunos alumnos que luego son agraviados a través de los comentarios.

 

Comentarios