Mendoza
Jueves 01 de Diciembre de 2016

Curas pedófilos en Mendoza: la fiscalía entiende que Nicola Corradi está en condiciones de ir a la cárcel

El abogado de Nicola Corradi (82), acusado de los abusos en el instituto Próvolo, solicitó el beneficio de prisión domiciliaria. La fiscalía entiende que está en condiciones de ir al penal. Allí está el otro sacerdote, en el pabellón de violadores.

Un impasse. Así definieron a la jornada de ayer los investigadores del caso de abusos a chicos sordomudos en el instituto Antonio Próvolo en Luján. Es que luego de varios días de incesantes denuncias, acusaciones, testimonios e imputaciones, los pesquisas liderados por el fiscal Fabricio Sidoti se encuentran analizando todas las pruebas recabadas y definiendo las próximas medidas.

Con el traslado de los últimos imputados al penal, el monaguillo Jorge Bordón (50) y el jardinero Armando Gómez (46), la atención se centra en cómo continuará la causa y en poder encontrar a nuevas víctimas que han sido mencionadas en las denuncias. Por ahora son seis los casos confirmados, y como se cree que habría varias más, intentan localizarlas en la provincia y también en otros lugares del país.

Pedido de domiciliaria
Desde las primeras horas que pasó detenido el cura italiano Nicola Corradi (82), se especuló con la posibilidad concreta de que recibiera la prisión domiciliaria por su edad. Un abogado del colegio de Carrodilla que atiende demandas civiles solicitó este beneficio, aunque aclaró que lo iba a representar en cuanto a las denuncias penales.

Ante esto el sacerdote cayó en manos del defensor oficial Víctor Banco, quien ayer hizo el pedido formal en la fiscalía para que le otorguen la domiciliaria.

Para esto resta fijar un lugar de residencia, que lógicamente no será el instituto. Quien viva allí deberá dar conformidad y las autoridades judiciales realizarán una encuesta ambiental. Actualmente está en Contraventores, en el Centro Transitorio de Detención.

El contrapunto está en que para el fiscal Sidoti y el resto de los pesquisas, Corradi está en condiciones físicas y mentales de permanecer en el penal junto con los otros involucrados, a pesar de su edad. Además, para los detectives no es un dato menor la gravedad de los hechos de los que ha sido acusado. Este religioso está sindicado como "el ideólogo" de esta seguidilla nefasta de episodios que se investigan.

De presentarse la negativa de la fiscalía, como se supone, la situación del sacerdote pasará por un control jurisdiccional y será el Juzgado de Garantías el que defina.

Al pabellón de violadores
En el sector 5 de la cárcel en Boulogne Sur Mer podría terminar Corradi, donde ya están tres imputados: el cura Hugo Corbacho (55), el monaguillo bordón y el jardinero Gómez.

Ayer se conoció que Corbacho, además de su desempeño en el colegio Próvolo realizaba bautismos, comuniones y confirmaciones en la iglesia Nuestra Señora de la Carrodilla. Hasta llegó a oficiar de confesor, según confirmaron en esa parroquia.

Otro de los acusados, José Luis Ojeda (41), empleado del instituto, fue ubicado en un sector especial del penal por su condición de hipoacúsico y por su leve discapacidad mental.

Rastrean la denuncia del 2008
Luego de las versiones de los padres de las víctimas y de otros alumno sobre hechos de abusos sexuales en ese colegio hace ocho años y que los familiares denunciaron oportunamente, desde Procuración confirmaron que están investigando y que el expediente en cuestión ya estaría localizado.
La denuncia por ese entonces fue radicada en la Oficina Fiscal 11 de Luján y se debe corroborar qué fiscal trabajó en la causa y qué medidas ordenó.

En un principio trascendió que los padres habían hecho el reclamo en el instituto y que los directivos iban a denunciarlo para iniciar una acción penal. Había dudas de que esto hubiera sido así, sin embargo el expediente existiría en la fiscalía.

Partidos políticos exigen explicaciones
Desde diferentes partidos políticos se está reclamando una investigación completa de estos sucesos, y que no sólo los acusados den explicaciones.

La legisladora radical Beatriz Varela reclamó que autoridades del Arzobispado de Mendoza concurran a la Legislatura para referirse al caso que conmociona a la provincia y para que aporten su versión.

Lo mismo plantearon los diputados que integran el FIT para con los responsables de la Dirección General de Escuelas, ya que el instituto Antonio Próvolo está bajo su órbita.
Fuente: UNO Mendoza

Comentarios