País
Miércoles 08 de Junio de 2016

Difunden claves para evitar ser víctima de un secuestro express

Los ciudadanos buscan tomar los mayores recaudos posibles para no convertirse en víctimas de una creciente modalidad delictiva. Los tips más importantes para tener en cuenta fuera del hogar.

La Procuración General de la Nación informó que entre julio de 2015 y abril de este año se produjeron 133 secuestros extorsivos, lo cual promedia unos 13 casos por mes. 
Por su parte, la ONG "Defendamos la República Argentina" indicó que el incremento de estos hechos delictivos se debe a que los secuestradores detenidos entre el 2000 y 2005 salieron de prisión y volvieron a delinquir.  
A diferencia de la ola de secuestros extorsivos de la década del ochenta, donde las víctimas eran empresarios o individuos de gran poder adquisitivo, hoy estos delitos no distinguen entre nivel social, cultural y económico. Debido a ello, los ciudadanos buscan tomar los mayores recaudos posibles para no convertirse en una víctima más. 
Distintos mensajes en cadena circulan por WhatsApp exponiendo los variados modus operandis de los delincuentes. Una de éstas advierte que hay encuestadores falsos en los ingresos a cines.
A cambio de la promesa de premios, los estafadores consiguen un número telefónico, observan las características de las víctimas y proceden a extorsionar durante la función a los familiares de los "secuestrados", que están disfrutando de una película. 
Otra de las modalidades que se utiliza es realizar un llamado en el que los delincuentes se hacen pasar por operadores de telefonía y afirman que el número fue clonado. Para solucionar este inconveniente, piden apagar el teléfono y así se simplifica el camino para chantajear a los familiares, que no se pueden comunicar con la víctima por obvias razones.
Ante un secuestro virtual recomiendan:
  • No brindar ningún tipo de información.
  • Cortar la comunicación y, en lo posible, anote el número de teléfono desde el que lo llaman.
  • Llamar al familiar mencionado desde un celular o pedir a alguien que lo haga.
  • Exigir que describan físicamente al familiar "secuestrado" y que den detalles como nombre, fecha de nacimiento, si posee tatuajes, etc.
  • Contactar rápidamente a la Policía llamando al 103, 911 o a la comisaría de la zona.
  • Ante todo, mantener la calma, los delincuentes que cometen secuestros virtuales juegan con la desesperación de la gente.
  • Advertir a los niños y ancianos para que estén atentos al atender el teléfono.
  •  
Para evitar el secuestro de datos 
Contar con una conexión segura, evitar las redes públicas, cambiar la contraseña dada por defecto, crear una con letras y números y que sean diferentes para cada página y/o red social, no olvidar las sesiones abiertas, conectarse a sitios seguros que comiencen con http://, instalar un antivirus confiable y actualizar los dispositivos para evitar vulnerabilidad son las advertencias más importantes.

Otras recomendaciones 
  • Si advierte la probable comisión de un delito, alerte a sus vecinos. Ante cualquier situación que le haga presumir peligro avisar a la Policía.
  • Nunca enfrentar a los delincuentes ni tratar de detenerlos. Ante un tiroteo, arrojarse al suelo lo más cerca posible de una pared.
  • Si es testigo o víctima de un delito tratar de memorizar datos sobre los delincuentes: por ejemplo, vestimenta,  apariencia, edad probable)  esa información servirá para la investigación.

Diversas entidades internacionales desarrollaron algunas medidas de seguridad que no escapan a ninguna sociedad:
1- Estar alerta en la calle. 
2- Informar a la policía sobre circunstancias extrañas e inusuales cerca de su domicilio.
3- Procurar no establecer rutinas y modificar caminos y horarios habituales para despistar a cualquier posible "observador".
4- Tener siempre a mano el teléfono móvil, por cualquier emergencia que podría surgir.
5- Evitar que personas que no son de confianza tengan información sobre su capacidad financiera y liquidez.
6- En lugares públicos, evitar hacer comentarios sobre asuntos personales y económicos.
7- No concentrar todo el dinero en una sola cuenta bancaria.
8- Evitar manejar grandes sumas de dinero.
9- Establecer con la familia algunas precauciones a tomar en caso de robo cerca del hogar.
10- No ostentar joyas.
11- No citarse con desconocidos en lugares pocos concurridos.
12- Ante la posibilidad de que lo estén siguiendo, buscar rutinas alternativas al destino y evitar las acostumbradas.
13- En caso de secuestro de un familiar informar a la policía y mantener la calma.
14- No iniciar investigaciones en forma personal.

La Procuración General de la Nación reactivó a partir del lunes la unidad judicial antisecuestros. Este organismo había funcionado hasta principios del año 2000. Santiago Marquevich será quien esté a cargo.

Sobre los secuestros virtuales
Los comúnmente conocidos como secuestros virtuales se producen cuando un individuo recibe una llamada telefónica en la que se simula el secuestro de un familiar o conocido, para así forzar la entrega de dinero y objetos de valor a modo de rescate.
A diferencia de los secuestros reales, todo es parte de una simulación, ya que nadie se encuentra privado de la libertad. La víctima es la persona que recibe la llamada telefónica. 

Comentarios