Política
Lunes 12 de Septiembre de 2011

Dime que Gobernador habrías reelegido y te diré cual fue el mejor

El debate por quien fue mejor obliga a repasar quien fue quien en su época.

Desde que la Democracia desembarcó de vuelta en la Argentina –y esta vez pareciera por suerte que vino para quedarse- la Provincia y la Nación han estado gobernadas alternadamente por radicales y peronistas. En Mendoza hay una cláusula constitucional sana y es deseable que nunca cambie: no existe la reelección sucesiva. Un buen Gobernador puede volver a gobernar la Provincia pero debe esperar que al menos pase un período entre su gobierno y el próximo que aspira competir.

Sólo Roberto Iglesias se ha probado más de una vez en las urnas desde el ’83 a la fecha. Lo hizo con poca suerte en 2007 cuando Julio Cobos partió el radicalismo en dos llevando una fórmula propia. Ahora se prueba de vuelta con otro escenario: el radicalismo mendocino está unido. ¿Será Iglesias el primer Gobernador de la historia mendocina pos ’83 reelecto?

Las historias de los gobernadores pos ’83 están atadas a los presidentes de turno. Repasemos: Santiago Llaver en la provincia (radical ‘83/’87) con Raúl Alfonsín en la Nación (radical ‘83/’89), José Octavio Bordón en la provincia (‘87/’91) con Alfonsín dos años y con Carlos Menem (peronista ‘89/’99) los otros dos, Rodolfo Gabrielli en la provincia (peronista ‘91/’95) con Menem en la Nación, Arturo Lafalla (peronista ‘95/’99) con Menem en la Nación, Roberto Iglesias (radical ‘99/’03) con De la Rúa (radical ‘99/’01) y con Duhalde (peronista ‘01/’03) en la Nación, Julio Cobos (radical ‘03/’07) con Néstor Kirchner (peronista ‘03/’07) en la Nación, Celso Jaque (peronista ‘07/’11) en la provincia con Cristina Fernández (peronista ‘07/’11) en la Nación.

Las fidelidades partidarias no siempre se cumplieron a rajatabla. Todos recordamos las diferencias entre Llaver y Alfonsín, ambos radicales. No debe haber habido un gesto más valiente y políticamente contundente que el que tuvo el gobernador Santiago Llaver en defensa del patrimonio mendocino cuando antepuso su propio cuerpo para defender los nihuiles de la posibilidad que agitaba el gobierno nacional, comandado por el también radical Raúl Alfonsín, de nacionarlizarlos. ¿Podría Llaver haber sido reelecto?

No deberíamos olvidar jamás los mendocinos el proceso de vaciamiento de la banca pública que sufrió la provincia en épocas sintonizadas con la ola privatizadora de los ’90 y que en Mendoza encontró fieles exponentes. ¿Podrían Gabrielli y Lafalla haber sido reelectos?

Muchos dicen que Celso Jaque tiene menos suerte de la que se merece. No obstante nadie en su sano juicio pensaría que podría volver a gobernar Mendoza. Ni siquiera lo quisieron llevar como candidato a diputado, lo que deja en claro la devaluación que sufrió su imagen mientras estuvo al mando de la Provincia.

José Bordón podría haberse probado nuevamente en las urnas con suerte. Su gestión fue interesante y también se las ingenió para ponerse en las antípodas de los delirios menemistas lo cual lo diferenció. Julio Cobos se autoexcluyó retóricamente cuando dijo que él no bajaría escalones en política. Eso supone que al haber sido Vicepresidente sólo le queda ser Presidente. Bien, hora de despedirnos hasta la próxima. Las urnas hablan. Falta poco.

Twitter: @nachorodriguezj
 

Comentarios