Más noticias
Martes 21 de Julio de 2015

El Gobierno puso fin a la transición y por "decisión política" cerró la puerta a Cornejo

El gobierno provincial le puso fin a las reuniones que mantenían con los representantes del próximo gobierno por una “decisión política”.

Fin de la transición, no va más. El gobierno provincial le puso fin a las reuniones que mantenían con los representantes del próximo gobierno por una “decisión política”.
La transición que comenzó con un desayuno entre el gobernador Francisco Pérez y el mandatario electo, Alfredo Cornejo, terminó abruptamente luego de que el Ejecutivo provincial le pusiera fin a las reuniones y se negara, de esta manera, a mostrar los números de las finanzas públicas al radicalismo.
Este martes, al mediodía, el diputado provincial de la UCR, Martín Kerchner y el legislador nacional, Enrique Vaquié, se iban a reunir con el equipo económico del Ejecutivo provincial para seguir estudiando las finanzas provinciales, sin embargo, el cónclave no duró más de cinco minutos luego de que los ministros Juan Gantús (Hacienda), Rodolfo Lafalla (Gobierno) y Francisco García (Legal y Técnica) les comunicaran que después de este martes no habría más reuniones “por decisión política”.
Según explicó Kerchner, el gobierno tenían “las opciones de ser honestos con los números o no, prefirieron la situación intermedia que es no decir nada”.
En tanto, Vaquié lamentó la postura tomada por el Ejecutivo y aseguró que todos los meses la deuda con los proveedores y los municipios aumenta y que con esta decisión, la provincia demorará más en pagar lo que debe.
Asimismo, en los minutos que duró el cónclave, los funcionarios del Ejecutivo también confirmaron que no enviarán ni intentarán aprobar el Presupuesto 2015, a pesar de los dichos del gobernador Francisco Pérez que este lunes había explicado que intentarían aprobar una pauta de gastos con endeudamiento, para poder finalizar el año bien y poder pagar los salarios y el aguinaldo de diciembre.
De hecho, el endeudamiento es el principal problema de las finanzas ya que el Gobierno sostiene que la provincia debe alrededor de 1500 millones de pesos y el radicalismo asegura que la cifra asciende al doble.
 

Comentarios