La provincia
Jueves 05 de Febrero de 2015

El granizo y la desesperación provocó que la Vendimia en Tunuyán termine con heridos y chicos perdidos

La fiesta de la vendimia en Tunuyán finalizó con 62 personas atendidas en el hospital Scaravelli aunque los lesionados ronda el centenar. En diez minutos, se desató una tormenta con granizo que empañó los festejos.

Granizo, lluvia, corridas, niños perdidos, gente golpeada. Así fue el cierre de la Vendimia de Tunuyán, en donde todo se terminó apenas fue nombrada la representante del departamento.

El granizo y la lluvia provocó que las reinas fueran albergadas en una carpa mientras las miles de personas que se acercaron a presenciar la Fiesta corrían buscando un refugio, lo que provocó que varios padres perdieran de vista a sus pequeños hijos y que el personal de la comuna y de Defensa Civil tuviera que actuar rápidamente.

Mientras tanto, los médicos no tenían respiro, al punto tal que en el hospital Scaravelli se llegaron a atender 62 personas, por diferentes contusiones provocadas por las caídas y los empujones, aunque los lesionados rondó el centenar y se recuperaron 55 niños que se habían perdido o alejado de sus padres.

Fueron tan solo diez minutos, pero bastaron para que la fiesta se viera empañada y la desesperación ganara a la mayoría de los asistentes.

A esa altura, Macarena Muzaber, ya era la reina de Tunuyán, aunque sin poder recibir su corona frente al público, pero eso ya era una anécdota nada más.

Fuente: Uno Mendoza

Comentarios