Más noticias
Domingo 25 de Septiembre de 2011

El Malbec argentino se ofrece como vino premium en EE.UU.

Se aseguró en Miami, donde se desarrolla hasta hoy una feria internacional con presencia de diez bodegas mendocinas, la sommelier Paula Costa, de la cadena de restoranes Novecento.

Carlos Hernández
Enviado especial

MIAMI– Vinos de las procedencias más competitivas del mundo se están exhibiendo en la Miami Internacional Wine Fair 2011 de Florida, EE.UU., que cierra hoy su décima edición y que ha contado con una destacada presencia mendocina, a juzgar por los comentarios recogidos en el centro de convenciones.

Durante dos días, el idioma inglés, el español –con diversos acentos latinos– y el spanglish –híbrido que combina las lenguas dominantes en esta ciudad– dieron colorido a las charlas animadas por oferentes, importadores y distribuidores en el mercado estadounidense, que se encuentran presentes en busca de cerrar negocios o, al menos, tomar contacto para futuros emprendimientos comerciales.

El puesto argentino instalado por la Fundación ProMendoza fue uno de los más animados por el interés que mostraron los visitantes, todos especializados en el arte de ponderar la calidad de los vinos y en la comercialización del producto.

Entre los representantes de las 10 bodegas mendocinas que participaron en la feria hubo satisfacción por la convocatoria de la exposición internacional y por el grado de aceptación que, a priori, recibieron los vinos de nuestra provincia.

Es que el mundo vitivinícola es sumamente competitivo para un mercado tan apetecible como es el norteamericano, que, a pesar de que es un destacado productor, también es un gran importador de vinos; tanto, que Argentina vende más de la mitad de lo que exporta a EE.UU., para alcanzar hoy el cuarto lugar entre los que ingresan en ese mercado.

La sommelier argentina Paula Costa, de la cadena de restoranes Novecento, luego de ofrecer un seminario en el centro de convenciones, precisó a Diario UNO que “el vino que todo el mundo toma aquí es el Cabernet, por eso es el vino de la casa. De todos modos, el Malbec argentino se ofrece como un vino premium”. Señaló que “el mercado de este país es inmenso” y destacó que “los consumidores norteamericanos quedan impresionados por la textura en boca del varietal más famoso de Mendoza”. No obstante, la destacada sommelier advirtió de que “todavía hay mucho que desarrollar en el mercado de este producto y muchos bodegueros saben que el Malbec hoy no puede superar los 50 dólares la botella en el restorán”.

Un denominador común de las opiniones recogidas por Diario UNO entre las bodegas argentinas participantes en la exposición internacional es que los potenciales clientes muestran interés precisamente por este varietal constituido en la nave insignia de la producción de Mendoza, aunque en general se van abriendo espacios a otros como el Torrontés, el Bonarda y el Cabernet Sauvignon, por ejemplo. También se destacó la buena relación calidad y precio, frente a otras ofertas en la feria, a pesar de la pérdida de rentabilidad que van experimentando las bodegas de nuestro país por los aumentos en los costos de elaboración y por un dólar que no sube lo necesario, lo que no puede ser compensado con modificaciones en el precio de venta.

Entre los testimonios recogidos en el puesto mendocino, Ana Stocco, de la Bodega Eclipse, destacó la presencia en la feria de gente “muy especializada e informada” sobre los productos que se están exhibiendo.

Señaló, además, que los importadores de EE.UU. están muy atentos a los precios, teniendo en cuenta la situación económica. “Estoy gratamente sorprendida por la calidad de los vinos que han traído”, señaló una mujer estadounidense que distribuye el producto en distintas plazas del país del norte.

Pequeños bodegueros
Leandro Rigo, de la bodega Los Clop, celebró el haber tomado contacto con compradores de países del Caribe. Precisamente, uno de los importadores de Puerto Rico dijo a Diario UNO que el vino argentino está muy bien cotizado en su país, principalmente el Malbec, aunque el Torrontés es su favorito.

El propietario de la Bodega Iaccarini, Hugo Méndez Collado, señaló: “Esta es nuestra primera presentación y esperamos entrar no sólo en Miami, sino en el mercado en general de EE.UU.”.

María Fernada Rébora, de Otero Ramos, afirmó que “para las bodegas pequeñas, que nos cuesta tanto viajar, esta es una oportunidad importante. Estoy viendo gente de restoranes interesados que no sólo prueban el producto, sino que también miran mucho las etiquetas”.

El importador y distribuidor de la empresa Risour, Dino Roncalves, expresó que el consulado argentino viene ayudando mucho a los bodegueros argentinos. Remarcó que el mercado se ha inundado con Malbec de mesa y ahora hay exigencia por mayor calidad, por ello están trabajando en reservas que, en supermercados, venden desde U$S15.

Comentarios