San Rafael
Viernes 20 de Febrero de 2015

El sacerdote sanrafaelino que convive con el terror del Estado Islámico en Irak

El padre Luis Montes está al frente de una comunidad de cristianos en Bagdad que sufren la guerra civil entre sunnitas y chiítas y los horrores de la milicia del Estado Islámico (EI). En la nota cómo ayudar desde San Rafael. El cura local que misiona en el convulsionado Irak

José Luis Salas
unosanrafael2012@gmail.com

El padre Luis Montes es un sacerdote, sanrafaelino por adopción, que misiona hace años en Irak. Se podría decir que, básicamente, su tarea es mantener viva la esperanza entre sus feligreses cristianos, que tratan de llevar una vida lo más cercana posible a lo normal y cultivar su fe en medio de las luchas extremistas entre chiítas y sunnitas y con la creciente amenaza del Estado Islámico.

“Desde que llegamos acá constatamos año tras año como nuestra feligresía va disminuyendo. El éxodo continúa y los fieles latinos al día de hoy en toda Bagdad no son más de 250. Pero hay muchos más de rito caldeo, que es el rito católico mayoritario en el país. Y también hay de rito siríaco y armenio. Es por eso que año tras año los fieles que asisten a la misa dominical y a las fiestas van disminuyendo”, explicó a UNO de San Rafael el cura que está al frente de la parroquia San José y Santa Teresa del Niño Jesús de esa ciudad.

“Pero este año hubo un cambio. Como la escuela de los padres carmelitas no se estaba usando, allí se recibieron familias de refugiados del norte (de la zona tomada por el Estado Islámico) y aunque la gran mayoría son caldeos o siríacos, vienen a nuestra iglesia por quedarles más cerca”, añadió con optimismo.

Comentó que unas 75 familias viven en la escuela, de las cuales la mitad están sólo por unas semanas mientras consiguen los documentos que perdieron en la huida de sus casas y el resto de modo fijo. “Han preferido venir aquí ya que en los campamentos de refugiados viven mayormente en carpas, sin electricidad y con pocos baños”.

Navidad en medio de la violencia
“Es por esto –agregó- que esta Navidad tuvimos más misas que las anteriores. Fue algo muy especial y lleno de bendiciones”. También se hicieron, y se siguen haciendo, actividades adicionales para que su vida sea más normal, especialmente con los niños, como salidas, juegos, deportes, oración y catecismo, porque, según destacó el padre Montes, “es importante que puedan llevar una vida lo más normal posible”. Incluso consiguieron pagarles trasporte a los que tienen que ir a escuelas lejanas.

“Los frutos se dejan ver: ya no se los nota golpeados y abatidos como cuando llegaron, sino normales y felices. Es notable la fuerza de recuperación de los niños, que actúa mucho más rápido que en los adultos”, se emocionó el sacerdote.

El terror del Estado Islámico

Irak lleva una década de violenta posguerra y ahora sufre el avance sangriento del Estado Islámico (EI). Ante ese contexto, el padre Luis Montes comentó que “la gente espera que alguien haga algo pero no se ven progresos. Se dice que el gobierno está por iniciar una campaña terrestre para recuperar los territorios y ciudades tomados por los yihadistas, pero el iraquí medio no cree mucho hasta ver que algo esté realmente pasando. Ya le han fallado demasiadas veces”.

Además, “hace unos días salió un informe de la ONU sobre las atrocidades del EI, especialmente con los niños pertenecientes a las minorías cristianas y yazidíes que habla de niños crucificados, enterrados vivos, usados como escudos humanos, como kamikazes, o vendidos como esclavos sexuales. Todo eso acá se sabía y extraña que se haya tardado tanto en publicar esa realidad. Asombra mucho el silencio que hay sobre el genocidio que vive este pueblo”.

Pero a pesar de todo “es muy hermoso constatar el espíritu de los refugiados cristianos. Despojados de todo, todo lo soportan con paciencia. Son un ejemplo para nosotros”.

Como ayudar a los refugiados cristianos

Hay canales abiertos para ayudar a los cristianos perseguidos en Irak, incluso desde el Banco Nación de San Rafael. Está el blog Amigosdeirak.verboencarnado.net (sección “Como ayudarnos”) y en www.facebook.com/amigosdeirak

Comentarios