Policiales
Martes 25 de Agosto de 2015

Evalúan si volver a la casa de su madre es una garantía de protección para la niña de 12 años que dio a luz

Por Rosana Villegas
villegas.rosana@diariouno.net.ar
Una nena de apenas 12 años, que está terminando la escuela primaria, llegó al hospital Ramón Carrillo en Las Heras por un fuerte dolor de espalda y terminó dando a luz a un bebé de 3,300 kilos de peso.
Según dijo a los médicos, ella no sabía que estaba embarazada, algo que en apariencia también desconocían la familia y el entorno escolar. Mientras el Órgano Administrativo Local –depende de la DINAF–  analiza si es conveniente que regrese a su hogar, la Justicia penal busca dar con quien sería el padre del bebé, ya que por ser menor la madre se entiende que habría sido víctima de un abuso. Se especula con que el padre sería un adolescente de 13 o 14 años. 
Al mediodía del viernes, la nena             – su identidad se reserva por ser menor–, que vive en El Algarrobal, llegó al hospital de calle Martín Fierro de Las Heras pidiendo un médico clínico por un insoportable dolor de espaldas. Pero apenas el galeno la revisó detectó que en realidad el dolor se debía a que estaba en trabajo de parto y el nacimiento era inminente. Tanto que apenas ingresó a la sala de partos, nació el varón, que estaba en perfecto estado de salud, pese a que la niña-madre no había tenido ningún control médico durante el embarazo. 
“Afortunadamente fue un parto que se desarrolló con toda normalidad. En otras circunstancias cuando se trata de un embarazo de riesgo como éste, porque la madre es una niña y carece de controles médicos, por protocolo enviamos a las pacientes al hospital Lagomaggiore, que tiene mayor complejidad, pero en este caso no tuvimos tiempo porque el parto ya estaba en curso”, confirmó el gerente médico del Carrillo, Gustavo Lovato. 
Ante la novedad, la madre de la niña, ahora devenida abuela, quien aseguró no saber nada del embarazo, fue hasta su casa de El Algarrobal para buscar los documentos de la niña para iniciar el registro del bebé con su apellido, “ya que en el hospital no se presentó nadie diciendo ser el padre del bebé”, añadió Lovato. 
En tanto, desde el hospital avisaron de la precoz maternidad a la DINAF y se activó el trabajo del Órgano Administrativo Local, que debe actuar cuando se trata de menores de edad. 
“Lo primero que se dispuso es darle una medida de protección y se le aportó un cuidador para que esté con ella las 24 horas y la asista en todo lo que necesite, hasta tanto se pueda constatar cómo está su entorno familiar y saber si alguien se encuentra en condiciones de hacerse cargo de la mamá y el bebé”, confirmó Mari López, de la Dirección de Protección de Derechos, que tiene a su cargo los OAL. 
Aparentemente en la escuela, donde la niña cursaba el séptimo grado, tampoco habían detectado el embarazo. 
Contención familiar
Según trascendió, la niña tiene 9 hermanos y su madre está en pareja, pero este hombre no vive en el hogar familiar de El Algarrobal. 
Ayer, mientras la niña continuaba internada en el hospital Carrillo y compartía la sala con su bebé, desde el OAL entrevistaban a una hermana mayor y a su madre para determinar si una vez que recibiera el alta médica –podría darse hoy– regresaba a su casa o si era alojada en algún hogar de la DINAF. 
“En principio la nena quiere irse a la casa de su madre. Lo que estamos evaluando es si esta mujer es garantía de protección para ella, si en cambio puede irse a vivir con una hermana mayor que ya tiene su hogar conformado o la alojamos en algún hogar”, adelantó López. 
Quién es el padre
Debido a que la niña-madre es menor de edad, y además después de que diera a luz en el hospital no se presentó nadie aduciendo ser el padre del bebé, la Fiscalía de Las Heras se abocó a dar con él y conocer las circunstancias en que se produjo el embarazo, ya que por su edad se presume que fue víctima de un abuso sexual, debido a que el Código Penal contempla que no tiene la edad suficiente para dar consentimiento a una relación sexual.  
En principio se mandó a buscar a la abuela del bebé, quien había dejado el hospital para ir a buscar sus documentos y los de su hija. Sin embargo, la mujer aseguró que nunca detectó el embarazo de su hija y mucho menos podría saber quién era el padre. 
En la Justicia penal
Las implicancias del caso hicieron que fuera derivado a Delitos Complejos y quedó bajo la investigación de la fiscal Claudia Ríos. 
Según trascendió, ante algunos investigadores la nena habría confesado que para las fiestas de fin de año del 2014 habría asistido a una fiesta, en la que ingirió alcohol y posiblemente allí pudo haber tenido relaciones sexuales, aunque no recordaba demasiado lo que sucedió esa noche. 
Extraoficialmente se especula con que el padre del bebé podría ser un adolescente de entre 13 y 14 años, por lo que sería inimputable del delito de abuso sexual. No obstante, esta hipótesis se confirmará o descartará a medida que avance la investigación. 
► Investigan si el padre es adolescente. Ante los investigadores de Delitos Complejos la joven habría contado que a fines del año pasado fue a una fiesta, habría ingerido alcohol y podría haber tenido relaciones con un chico. 

Comentarios