Zona sur
Sábado 04 de Junio de 2016

Faraón: de bodega emblema a un centro cultural y turístico

La comuna alvearense presentó el proyecto del Multiespacio Cultural. Incluye una bodega boutique, un museo del vino y hasta un hotel spa con restorán. Galería de imágenes con el proyecto. 

Una bodega boutique, espacio para el desarrollo de las artes, un museo del vino, paseo de artesanos, anfiteatro y hasta un hotel spa con restorán gourmet y salas para dictar carreras afines a la vitivinicultura, es el futuro que le depara a lo que supo ser la bodega Faraón del mundialmente reconocido Víctor Cremaschi (dueño original  del establecimiento).
El Multiespacio Cultural que el Municipio pretende levantar en la emblemática bodega, que cerró sus puertas para siempre un quinquenio atrás, tiene como objetivo revalorizar el patrimonio histórico cultural del departamento y a la vez ofrecer una alternativa atractiva para el turismo.
La gestión de Walther Marcolini hizo suyo el proyecto de la arquitecta Mariana Carbó (36) después de adquirir el establecimiento. La operación terminó de sellarse a fines de abril y fue autorizada por el Juzgado Civil alvearense donde se llevaba adelante el proceso de quiebra. Demandará una inversión de $4.600.000 fraccionado en 10 cuotas iguales.
“Era una situación particular porque se estaba desguazando el patrimonio de Alvear. Concretar la adquisición de la bodega es homenajear a la gente que hizo de éste un departamento pujante. Y tenemos que a animarnos a volver a crecer. Hoy esa compra fue una inversión porque tiene una valuación fiscal de $11.500.000”, afirmó el intendente Marcolini.
El proyecto de reconversión de la antigua bodega y la construcción de nuevos espacios, nació como una tesis doctoral que la arquitecta Mariana Carbó  presentó en la Universidad Nacional de Córdoba.
Tiene dos aspectos bien definidos. Por un lado apunta a refaccionar y poner en valor el antiguo edificio para convertirla en una bodega boutique que albergue espacios para talleres de arte, un museo del vino (que está pensado dentro de las antiguas piletas), una cava con sala de degustación y merchandising para ofrecer los vinos producidos en Alvear. También contempla salas para la realización de eventos (Evinsur, entre otros) y aulas donde se puedan dictar carreras afines como la Licenciatura en Enología. 
Fuera de los muros añejos de Faraón está previsto levantar un gran edificio para una galería de arte, paseo de artesanos, el restorán gourmet y el hotel spa. En medio de ambas construcción y con las famosas piletas donde se desarrollaba el proceso de vinificación continua (ideado y patentado a nivel mundial por Cremaschi) se levantará el anfiteatro. El nuevo edificio contempla terrazas que lo recorren de punta a punta y el piso será un jardín.
También utilizará el recurso del agua rodeando la arquitectura, espejos e hilos de agua, entre otros aspectos. Y como todo proyecto contemporáneo se pensó desde la sustentabilidad, por lo que se utilizarán  paneles solares en la cubierta y los senderos para generar energía.
“La realización del edificio es con una arquitectura y un lenguaje que sintetiza la estética del lugar. La construcción no es elevada, al contrario se va enterrando para dejar como protagonista el edificio existente y así respetar el patrimonio”, explicó la arquitecta Mariana Carbó.
Gonzalo Villatoro
villatoro.gonzalo@diariouno.net.ar
 

Comentarios