Policiales
Sábado 16 de Abril de 2016

Habrían abusado de una joven de 15 años a la salida de la escuela

La joven fue a tomar el micro para regresar a casa y un hombre la convenció de su subir a su auto. La encontraron una hora y media después y estaba como drogada. Quedó internada en el hospital de General Alvear.

Por estas horas la policía realiza una ardua investigación ante el supuesto abuso que habría sufrido una adolescente de 15 años en la tarde del viernes en Bowen.
Aparentemente un hombre la convenció para subir a un auto con la excusa de que conocía al padre y la iba a llevar a la casa. Una hora y media después la hallaron casi inconsciente en una aparada de ómnibus.  
Por el estado en que estaba la menor, creen que le suministraron algún narcótico sin embargo todas las ideas que dan vuelta están aún en el terreno de las teorías ya fueron escasos los datos que pudo aportar la joven por el estado en que se encontraba.
Quedó internada en el hospital Enfermeros Argentinos de General Alvear.
Una mezcla de temor, indignación y bronca comenzó a circular por las venas de los bowenses cuando se corrió la noticia que una adolescente habría sido abusada en el trayecto que iba de la escuela a la casa.
Alrededor de las 15.40 la menor se retiró de la escuela porque tenía hora libre y caminó hasta Artaza y Centenario para tomar el micro que la llevaría hasta su casa. Vive en las inmediaciones de Centenario y 13.
De los pocos detalles que puedo ofrecer la adolescente, contó que minutos antes de que el micro iniciara el recorrido, un automóvil de color rojo se detuvo a metros de ella y un hombre con vos amigable la invitó a subir. Para convencerla el conductor le dijo que conocía al papá y que la hacía la gauchada de llevarla a la casa.
En ese punto se produce un bache y la oscuridad recién se levanta una hora y media más tarde cuando apareció a un par de kilómetros de la parada donde iba a tomar el colectivo.
La joven fue hallada alrededor de las 17.30 por un matrimonio que circulaba en bicicleta en calles 13 y 0 y de inmediato llamó a la policía. Estaba en un estado deplorable.
“Estaba mal, muy perdida, como si hubiera le hubieran dado alguna sustancia”, contó una alta fuente policial.
Mientras los efectivos de la Comisaría 46 de Bowen intentaban saber que le había ocurrido, la joven se descompensó y la trasladaron de urgencia al hospital alvearense.
En primera instancia, la División Investigaciones comenzó a tomar testimonio a los vecinos para ver si alguno observó algo extraño que le resultara extraño o si vieron el auto rojo que describió la menor. Además están revisando las cámaras de seguridad que hay en los comercios de la zona donde se habría subido al vehículo.      
En tanto se aguardan los resultados de las pericas médicas y toxicológicas para determinar si fue sometida de alguna forma y conocer si ingirió alguna sustancia extraña.
La causa está en manos del juez Juan Ignacio Olmedo a cargo del juzgado de Instrucción de General Alvear.

Comentarios