Policiales
Viernes 31 de Julio de 2015

Horror por un joven que fue violado y amasijado por policías tras denunciar la muerte de su perro

Los responsables serían dos agentes de la fuerza y un vecino a quien la víctima denunciaba por matar a su perro. Los tres agresores abusaron de él y le quebraron dos costillas y una muñeca, entre otras lesiones.  

La localidad santafesina de Teodelina, está movilizada profundamente por el caso de un joven de 20 años que fue violado por tres personas y brutalmente golpeado luego de denunciar que su vecino había matado a su perro de un balazo.
El tremendo hecho ocurrió el 22 de julio pasado, pero no había trascendido hasta el fin de semana pasado y generó que este miércoles se realice una masiva movilización de repudio de la que participaron casi mil habitantes del pueblo, que tiene seis mil en total. Al frente marcharon los familiares de la víctima, quienes reclaman el esclarecimiento del caso y denuncian que entre los responsables hay dos efectivos de la Policía santafesina.
Durante la mañana de ayer, la madre del joven agredido, Stella Maris Méndez, contó lo sucedido y destacó que uno de los dos policías señalados como agresores sigue cumpliendo servicios.
En diálogo con la emisora rosarina LT8, la mujer relató: “En mayo le mataron la perra a mi hijo. A raíz de eso él realizó denuncia correspondiente y a partir de ahí empiezan las amenazas. Lo perseguían, lo amenazaban, le decían cosas obscenas, así hasta que ocurrió lo que todos saben. Lo atacaron violentamente el miércoles pasado por la noche, lo subieron a una camioneta y faltando pocos metros para llegar a una casa abandonada, lo hacen pasar un alambrado y ahí abusan de él los tres, y siempre diciéndole cosas. Por último le quiebran la muñeca y le pegan en las costillas y en los tobillos. Después lo llevaron a una piecita donde funcionaba una perrera y le siguieron pegando los tres y amenazándolo con un arma. Después lo suben otra vez a la camioneta, pasan por delante de mi casa y lo tiran. Por último se da un fuerte golpe en la cabeza y uno dice ‘dejalo, no le des más que ya está muerto’’.
Méndez, quien se enteró lo que le había sucedido a su hijo varios días después, relató que uno de los policías acusados sería el autor de la última frase que recuerda el joven agredido, que quedó seriamente lesionado, con fracturas en una muñeca y dos costillas.
Teodelina está ubicada a 200 kilómetros de Rosario, en el departamento General López, y ayer justamente se cumplieron 140 años de su fundación. Sin embargo, por la gravedad de lo sucedido la comuna decidió suspender todos los actos y actividades conmemorativas programadas.
Son policías
La madre del joven agredido, quien además se encuentra bajo tratamiento psicológico por las secuelas de lo que tuvo que sufrir, remarcó que los responsables “son dos agentes policiales y el muchacho que mató la perra” y agregó: “Hasta ayer (por el miércoles), al menos, los cruzamos a los dos cuando llevábamos a mi hijo a la psicóloga. Uno de los policías iba manejando el patrullero y al otro se le dio licencia”.

Comentarios