Más noticias
Miércoles 07 de Septiembre de 2011

Inspiración nefasta

Los militares argentinos se habrían inspirado en los lineamientos trazados por el médico franquista Antonio Negueira, quien entre 1939 y 1950 impulsó el robo de criaturas hijas de republicanos o comunistas para evitar que "los niños se contaminen" con otros pensamiento ajeno al "occidental y cristiano".

El premio Nobel de la Paz 1980, Adolfo Pérez Esquivel, reveló durante el juicio por la apropiación de menores durante la dictadura en Argentina, que de acuerdo con recientes "trabajos de investigación", un libro del médico español sirvió para la implementación de un plan sistemático aquí, décadas después.

Al declarar ante el Tribunal Oral Federal 6, Pérez Esquivel advirtió que dicha investigación está incluida dentro de los fundamentos por los cuales el juez español Baltazar Garzón pretendió investigar, hasta el momento de manera infructuosa, los crímenes cometidos durante el franquismo, que gobernó la península durante casi cuatro décadas (1939-1975).

Los franquistas habrían respondido a los lineamientos trazados por Negueira en su libro "secuestrando y desapareciendo niños para evitar que se contaminen con las familias de otro pensamiento, y en defensa del pensamiento occidental y cristiano". 

En su declaración, Pérez Esquivel explicó que en la década del 70 se desataron dictaduras "a partir de una política impuesta a nivel continental a través de la aplicación de la llamada Doctrina de la Seguridad Nacional", bajo la esfera norteamericana, tras la derrota en Vietnam. "Antes de los que pasó en la Argentina (en el Servicio de Paz y Justicia) nos ocupamos por los refugiados chilenos y paraguayos", recordó.

Comentarios