Política
Jueves 08 de Septiembre de 2011

Julio Piumato acusó a los medios y a Barrionuevo de hacer "operaciones políticas" para bajar a Moyano

"En la CGT está todo bien", aseguró el titular del gremio de los judiciales nacionales. En Mendoza, el viernes habrá una reunión del sindicalismo peronista y el jefe de la CGT asistirá, entre otros popes gremiales del país.

Por Javier Polvani

“En la CGT está todo bien”, reaccionó el titular del gremio de los judiciales nacionales, Julio Piumato, ante las versiones de que en la central obrera hay un fuerte debate sobre el liderazgo del camionero Hugo Moyano. En Mendoza, adonde el viernes se concretará una reunión del sindicalismo peronista a la que asistirá Moyano, entre otros popes gremiales del país, Piumato atribuyó el ruido sobre un posible cambio de conducción de la central obrera a “operaciones políticas” de algunos medios fogoneadas por “dirigentes que no saben cómo explicar el papelón electoral que hicieron”.

El secretario de Derechos Humanos de la CGT dijo que recién el año que viene se va a discutir el futuro de la conducción de la organización sindical, a pesar de las versiones en contrario existentes. “Las operaciones políticas que se hacen en algunos medios de comunicación corren por cuenta y parte de las empresas periodísticas y de los colegas que las llevan adelante, colegas tuyos –remarcó mirando a una cronista que sostenía un micrófono del canal Todo Noticias, del Grupo Clarín-, porque fijate vos que cuando se habló de los cuestionamientos a Moyano fue días después del triunfo verdaderamente por paliza del gobierno que encabeza Cristina Fernández de Kirchner, que es un modelo nacional y popular que nosotros apoyamos antes de que fuera gobierno cuando resistíamos el neoliberalismo de los ’90”, apuntó Piumato.

El dirigente moyanista advirtió que “pegarle a Moyano es un deporte nacional” y culpó a los medios y a la dirigencia sindical disidente a la conducción actual de la CGT. Señaló directamente al gastronómico Luis Barrionuevo, aliado político del ex gobernador bonaerense y presidente Eduardo Duhalde, como el artífice de una operación para desbancar al líder camionero de la central obrera y le pidió que antes de ocuparse de la interna de la CGT oficial explique la derrota que sufrió el PJ disidente el 14 de agosto.
 

Comentarios