Economía
Viernes 07 de Octubre de 2011

La calificadora Moody`s reconoció un crecimiento de la economía argentina "mayor de lo previsto"

No obstante, el vicepresidente de la firma, Gabriel Torres, sostuvo que el país mantiene la calificación de riesgo "estable". Dijo ver con buenos ojos el arreglo de la deuda con el Club de París

El vicepresidente de Moody`s, Gabriel Torres, sostuvo que la Argentina mantiene la calificación de riesgo "estable", si bien reconoció que la economía del país "creció más de lo previsto" durante los últimos ocho años.

Torres visitó la Argentina para participar de la conferencia anual de Moody`s y disertó sobre "la calificación argentina en el contexto mundial", en un encuentro que se llevó a cabo en el Hotel Four Seasons de esta capital.

Allí dijo que "más allá de que se puedan discutir las magnitudes de las tasas de crecimiento, de la inflación y del nivel de reservas en el Banco Central, lo cierto es que el país ha crecido en los últimos ocho años y crece más de lo que habíamos previsto".

Luego, consultado por Télam, explicó que "nosotros decimos que la perspectiva es estable y que por ahora no hay ningún cambio. Sin embargo, la segunda posibilidad más probable es que pueda ser de una perspectiva positiva, porque no vemos lugar para que la nota baje más".

La "perspectiva estable" de la nota adjudicada al país (técnicamente es B3), se mantendrá para el próximo año y medio a dos años, de no mediar ningún cambio fuerte, explicó.

Consultado por Télam sobre los motivos por los que Portugal e Irlanda mantienen tienen actualmente una nota más alta que la Argentina, pese a la crisis de deuda que viven los europeos, justificó que "la perspectiva de esos países podría cambiar, pero la gran diferencia es el apoyo externo de esos países, que es algo difícil de cuantificar, pero está".

Y agregó: "en el 2001 cuando la Argentina cayó, no hubo interés en mantenerla. Hoy se ve claramente el apoyo del BCE, si bien está por debatir que tan bien lo han hecho".

La visita de Torres a la Argentina se produce en un momento en el que las calificadoras están en el ojo de la tormenta, debido al efecto que producen sus estimaciones, y fueron muy cuestionadas por sus errores.

El ministro de Economía, Amado Boudou, las responsabilizó en numerosas oportunidades de haber sido el "origen y propagación" de las crisis, ya que cree que se mueven por consideraciones "políticas".

Argentina alienta ante el G-20 un debate para la regulación del sistema financiero y de las calificadoras.

De cara al futuro, el directivo de Moody`s dijo ver con buenos ojos el arreglo de la deuda con el Club de París, si bien sostuvo que esta cuestión no se reflejara de manera "automática" con una suba en la calificación de Argentina.

Fuente: Télam

Comentarios