País
Lunes 18 de Abril de 2016

"La mitad de los jóvenes que van a la previa consumen drogas y gran cantidad de sustancias"

El especialista en adicciones Gustavo De Vega alertó acerca de que los adultos desconocen los hábitos de los adolescentes. "El crecimiento del consumo es muy preocupante", insistió.

El médico psiquiatra especialista en adicciones, Gustavo De Vega, advirtió sobre el consumo de pastillas de éxtasis en Rosario, describió la situación como "muy preocupante" por el crecimiento de estos hábitos entre los adolescentes. "Estamos impactados por las muertes en la fiesta electrónica en Costa Salguero, por la pérdida de vidas humanas, de jóvenes que van a divertirse", dijo.
 
De Vega, director de la Asociación de Voluntarios para el Cambio del Drogadependiente (AVCD) y profesor en la Universidad Nacional de Rosario, señaló que las llamadas drogas de diseño vinieron hace años al país para quedarse y que la producción apunta, justamente, a modificar las estructuras de estas pastillas de manera habitual para ir poniendo de moda, a veces cada quince días, una diferente.
 
En declaraciones al programa "El primero de la mañana" de La Ocho, De Vega indicó que lo sucedido es "crónica de una muerte anunciada, porque en nuestra región desde hace muchos años desgraciadamente el consumo de drogas se ha incrementado de manera alarmante y tiene que pasar esto, que nadie lo desea, para que más gente tome en serio el tema".
 
"Es un tema que crece a pasos agigantado y se deja a un costado, especialmente este consumo mal llamado recreativo que se cree que consumir algunas sustancias de vez en cuando no hace nada", agregó.
 
"Es un fenómeno que se da en reuniones de jóvenes, en las previas de los fines de semana. Ya desde los 12 o 13 años se da un policonsumo en el que se combina alcohol, marihuana, algún psicofármaco, energizantes. Cuando estos chicos pasan la adolescencia, tienen un proceso de acostumbramiento y tolerancia, que siguen sumando sustancias, y consideran que no pasa nada. Como son jóvenes se recuperan rápido, vana  la facultad, estudian, trabajan, van al gimnasio, hacen una vida normal. Se puede decir que la mitad de los jóvenes que van a la previa consumen gran cantidad de sustancias. Entonces en una fiesta electrónica como la del fin de semana no llama la atención esa combinación de sustancias de la que nadie sabe cual es el efecto final", detalló.
 
"Los adultos están con la idea de cuando eramos jóvenes, de amor y paz, pero la modalidad de consumo actual los padres la desconocen. Persiste el mito de que el consumo de drogas está vinculado a la marginalidad, y el consumo más grave está relacionado con el fin de semana, en las previas, en las esquinas, en las plazas, de jóvenes que buscan ocio y diversión", expresó.
 
"Lo que se busca es que la estimulación dure muchas horas y que ayuden a la socialización. Este tipo de pastillas no suelen generar adicción en el sentido de que nadie puede tomarlas todos los días porque no se puede vivir todo el tiempo para adelante, pum para arriba. Por eso su consumo se ve mucho más los fines de semana y en las fiestas donde hay que bancarse largas horas de baile o de estar alertas, a toda marcha”.

Comentarios