Más noticias
Sábado 12 de Noviembre de 2011

La Presidenta estudia las nuevas designaciones para su futuro Gabinete

La provincia de Buenos Aires sería el distrito beneficiado con mayor cantidad de cargos. Agustín Rossi espera ser confirmado como titular del bloque oficialista en la Cámara baja.

La provincia de Buenos Aires sería el distrito más beneficiado en la distribución de cargos, si se confirman las versiones sobre las candidaturas a las presidencias de las cámaras de Diputados y Senadores que estaría analizando la presidenta Cristina Fernández para definir la línea sucesoria de cara a su segundo mandato.

Distintas fuentes parlamentarias del oficialismo confiaron que el hombre "más seguro" para presidir la Cámara baja es el ministro de Agricultura, Julián Domínguez, aunque ningún dirigente se anima a cerrar del todo las puertas a que la jefa del Estado "sorprenda" a último momento y decida mantenerlo en el gabinete de ministros.

Una duda. En el Senado, la gran duda es el rol que Cristina Fernández le asignará al jefe de Gabinete, electo primer senador. Aníbal Fernández es mencionado para ocupar la presidencia provisional de la Cámara alta que dejará José Pampuro, pero para ese lugar también es mencionada la senadora electa y aún diputada María Laura Leguizamón.

Tanto Fernández, como Domínguez y Leguizamón son representantes de la provincia de Buenos Aires.

Respecto a las presidencias de los bloques legislativos, el actual senador Miguel Angel Pichetto suena para continuar al frente del bloque oficialista, igual que su par en la Cámara de Diputados, el santafesino Agustín Rossi, aunque no se descartan cambios de último momento.

Ambos legisladores manifestaron su beneplácito ante la posibilidad de continuar en el cargo.

Coinciden en que son de provincias diferentes a las de los presidentes de las Cámaras: Rossi es de Santa Fe y Pichetto de Río Negro, tienen mandato hasta 2013 pero no fueron electos para otro cargo en octubre, por lo que de no mantener sus actuales cargos quedarían como legisladores rasos.

Sucesores. En cuanto al gabinete de ministros , muchos coinciden en que "al ministro de Economía lo elegirá Amado Boudou con acuerdo de la presidenta". Para suceder a Aníbal Fernández en la Jefatura de Gabinete se barajan los nombres del actual ministro del Interior, Florencio Randazzo, y del titular de Planificación Federal, Julio De Vido. Un escalón más abajo aparece el secretario de Comunicación, Juan Manuel Abal Medina, mencionado también para la cartera de Interior en caso de que no siga Randazzo.

El armado. Según se supo en las últimas horas, en este armado político Cristina elegirá "junto" a Boudou al continuador de éste en Economía.

Al vicepresidente electo se le asigna un rol de seguimiento político desde su despacho en la Casa Rosada. Boudou será una pieza clave en el Senado pero también en el armado de la sucesión presidencial, admiten en Balcarce 50 y hasta en el peronismo más ortodoxo alineado a la presidenta. Además, se vaticina que en 2013 se comenzará a evaluar en el oficialismo la sucesión de Cristina.

En el Congreso también continúan en danza los nombres de quienes la presidenta elegirá para poner al frente de las comisiones de importancia que le garanticen la sanción de leyes.

Los próximos días serán vitales para aclarar el panorama que alumbrará definitivamente el 10 de diciembre, cuando Cristina Fernández asuma su segundo mandato.

Hasta esa fecha, las especulaciones y rumores seguirán dominando el escenario político, fundamentalmente en el interior del peronismo.

 

FUENTE: La Capital

Comentarios