Espectáculos
Martes 04 de Octubre de 2011

Le contó todo a Susana

Contrato de por medio para establecer de qué cosas se podía hablar y de cuales no, Juana Viale fue al programa de Susana Giménez para hablar por primera vez, luego de los trágicos acontecimientos que la tuvieron como protagonista; como su romance prohibido con Martín Lousteau (a quien no mencionó durante la entrevista), la pérdida de su bebé en el octavo mes de gestación, las fotos prohibidas que circularon por la web o la operación de apendicitis, a cinco días de su debut teatral.

“Yo soy la tía Su”, afirmó la diva, antes de recibir a la nieta de Mirtha Legrand y saludarla con un fuerte abrazo. Luego de varios halagos de la conductora hacia la joven actriz, la invitada comenzó a hablar sobre la contención que recibió en el último tiempo: “El apoyo de la familia está siempre, nos matamos y nos criticamos, vuelan platos pero después somos los más unidos en los momentos más difíciles y felices. Con Nacho (Viale – su hermano) es raro, somos muy unidos y nos amamos y odiamos porque somos muy seguidos, nos llevamos un año. Con mamá soy muy de charla”.

“No sé si soy rebelde. Soy una persona que creo en lo que siento, me equivoco, pero me molesta que me digan qué está bien y qué está mal. Cuando era chica yo me rebelaba contra eso porque no me sentía parte del juego”, aseguró Juanita, quien conoció la popularidad absoluta con el éxito que fue la ficción Malparida, durante 2010: “Fue increíble, fue lo popular, que llegué a todos lados. Yo particularmente no me doy cuenta, pero uno entra en la televisión en la casa de la personas y te ven en la calle y piensan que sos la prima, la hermana, la madre. A mí me apabulla el exceso de amor de la gente”.

“Al principio estaba medio durita”, reconoció, aunque afirmó que puso su “mejor sonrisa y mejor onda” para protagonizar la ficción en El Trece.

En 2011, Juanita debutó en teatro, en la obra que idearon su pareja,Gonzalo Valenzuela junto a su colega y amigo Benjamín Vicuña: “En ‘La Celebración’ mi marido me paga el sueldo. La pasamos bárbaro y somos 20 actores en escena. Fue un desafío venirse a Calle Corrientes. Me enorgullece que Gonzalo sea productor”.

Sobre la visita de Gonzalo Valenzuela a Sábado Bus, que tanto conmovió a los televidentes con sus palabras, la nieta de Mirtha aseguró que “Gonzalo se robó todos los corazones. Yo estaba en mi cama viéndolo y me conmovió en el alma, se me llenaron los ojos de lágrimas. Es EL HOMBRE, con mayúscula”.

 

 


“Nos conocimos trabajando en Doble Vida, nuestros personajes no tenían nada que ver pero con esto de los almuerzos entre escena y escena, nos hicimos muy amigos, una ondita pero nada y un día me invita a un casamiento de un amigo de él en la Isla de Pascua. Nos agarraron, salimos en todas las revistas. Vivimos diez días maravillosos juntos, nunca fuimos al casamiento y de ahí no nos separamos más”, recordó.

 

“Primero vino a vivir el perro conmigo y después vino él, todavía tenemos al perro y un hijo de él. Creo que Gonzalo se enamoró de mí cuando una vez voy al restaurante con El Alí (su perro) y me hizo caso a mí. Ahí pensó que esto podía funcionar y de ahí no nos separamos nunca más. Gonzalo es como chapado a la antigua, caballero, respetuoso, tiene un semblante particular, muy activo, con carácter también. Hace siete años me tiene así. Es muy divertido, le encanta leer, le encanta la música, es híper sensible”, agregó.

 

En cuanto a su operación de apendicitis, Juana dijo: “Cuando pasa, pasa todo junto. Cinco días antes del estreno de la obra me operaron. Fue un martes 13, es mi segunda internación un martes 13, la primera fue cuando me interné en Chile con Silvestre. Me empecé a sentir mal, lo llevamos a papá a su casa, y me puse a vomitar. Me acosté en la casa y me retorcía. Me moría, estaba totalmente deshidratada. Siempre que me interno me pasa a la noche, Gonzalo se fe a casa y a las 8 le dije ‘me van a operar’”.

 

Ya entrada la entrevista, Susana se animó a preguntar sobre el hijo que perdió a fines de mayo, con ocho meses de gestación. “Se iba a llamar Ringo. El apoyo de la gente fue increíble, es tremendo en un embarazo tan avanzado. Uno siempre tiene como las dudas y las sospechas de lo que puede ser pero no sabemos bien”, dijo, mientras se le comenzaban a llenar los ojos de lágrimas y se le entristecía el semblante: “Es como que te sacan una parte de uno, es duro. Es un dolor por ahí comprendido por muchas personas, pero con amor el dolor se supera. Tengo dos hijos maravillosos a los cuales amo y Gon es un hombre de fierro y está siempre al pie del cañón, al lado. Fue duro pero ya estamos yendo para adelante. Se necesita mucho diálogo, hablamos mucho, todo el tiempo, nos fuimos a Costa Rica y nos vino muy bien”.

 

“Yo podría perdonar una infidelidad. Uno tampoco tiene que justificarse con los bajos. Con la experiencia que tuvimos, nos unió mucho. Nos vimos las peores miserias, vivimos los peores dolores y tuvimos la máxima alegría que fue tener un hijo juntos. Ya nos elegimos después de las pruebas más difíciles. Es casi imposible que exista un algo, un alguien o un por qué que nos pueda separar”, aseguró la actriz.

 

La conductora indagó sobre la posibilidad de tener otro hijo, y Viale se animó a confirmar su nuevo embarazo:“Parece que nos contestaron de París. Ya estamos por los tres meses. No engordo mucho, tengo mis momentos de vómitos, igual el trabajo me da mucha energía. Me operaron estando embarazada con una anestesia que no afecta. Fue una operación súper cuidada, tenía 27 personas. Estamos muy contentos, mis niños no saben todavía, pero están demandantes, los chicos lo sienten”.

 

Tras la feliz noticia, Juana contó que el jueves 27 de octubre se estrenará una película que la tiene como protagonista, “La patria equivocada”, mientras que en noviembre comenzará con el rodaje de un nuevo film en el que interpretará a una mujer embarazada.

 

Sobre el final del encuentro, la diva se animó a preguntarle a su invitada sobre las fotos que aparecieron publicadas en Internet en las que se los podía ver a ella y a su pareja totalmente desnudos: “El teléfono me lo robaron de mi casa, no fue sólo el teléfono me robaron un montón de cosas, hay una denuncia, me robaron dinero, un anillo y un celular, no sabemos quién fue, yo creo que se deben haber hecho un buen vuelto. Me enteré porque mi mejor amiga me dijo, estábamos ensayando con Gonzalo y nos enteramos, eran dos países enteros hablando, pero bueno, la estábamos pasando bárbaro juntos, que aprendan…”

Comentarios