Policiales
Miércoles 27 de Enero de 2016

Mantuvo a su hijo de 8 años atado a una ventana durante diez días

Ocurrió en Santiago del Estero. La mujer lo tenía atado con una soga y alambre de púa, según dijo porque "se escapaba" cuando ella se iba a trabajar. La Policía pudo rescatarlo gracias a una denuncia anónima. La madre quedó detenida.

Una mujer mantuvo atado con una soga y alambre de púa, a una ventana a su hijo de 8 años durante 10 días, porque “se escapaba”.  El hecho se descubrió en una vivienda de la Ruta 6, cerca del puente La Dormida, departamento Loreto, que cruza el río Dulce, en una zona rural a escasos 70 kilómetros de la capital de Santiago del Estero.
El alerta lo dio una vecina, que se percató que de los 3 hijos de la mujer, uno estaba atado a la ventana: con una soga en la cintura y a su vez, a un alambre de púas conectado a la ventana.
La mujer salía a trabajar y dejaba a uno de sus hijos atado a la ventana, porque era muy inquieto y “se escapa para ir al río”. La madre del niño fue detenida ayer y alojada en la Comisaría del Menor y la Familia, en la ciudad capital. Mientras tanto, el niño fue auxiliado por los policías que actuaron en el caso y, junto a sus hermanos, fue trasladado a la sede de Sanidad Policial para ser atendidos.
Apenas la policía tomó conocimiento (la denuncia fue anónima), se entrevistaron con la madre (43), quien aceptó que lo había atado para que “no se escapara”. El niño iba a estar atado 4 días más, hasta que regresara el hermano mayor, que al decir de la madre, es al único “al que hace caso”.
Actuó la jueza de turno del Crimen de Primera Nominación, Lucrecia Martínez Llanos, quien ordenó que el niño de 8 años y sus hermanos de 6 y 4 fueran revisados para determinar en qué estado se encuentran.
La madre fue detenida e imputada de privación ilegítima de la libertad.
De acuerdo al testimonio de la detenida, lo ataba porque sino “se escapaba y se iba al río”. Y agregó que algunas veces llevaba a sus hermanos, lo cual se tornaba muy peligroso.
En tanto, los 3 niños quedaron al cuidado de la Dirección de la Niñez, Adolescencia y Familia, hasta tanto se resuelva la situación procesal de su madre. La jueza ordenó que se realizara un informe socio-ambiental.
 

Comentarios