Más noticias
Domingo 10 de Septiembre de 2017

La ecografía 3D, clave para predecir el riesgo cardiaco

Investigadores del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC) identifican la importancia de la carga de colesterol para identificar aquellos individuos con riesgo de enfermedad cardiovascular

Es posible que en un futuro la ecografía 3D pueda convertirse en una herramienta clave para identificar individuos con riesgo de enfermedad cardiovascular.

Son las conclusiones del estudio PESA (Progression of Early Subclinical Atherosclerosis) CNIC-Santander, que se publica en "The Journal of the American College of Cardiology", en el que se demuestra que la valoración de la cantidad de colesterol en la pared de diferentes arterias del organismo es, junto con los factores de riesgo tradicionales (colesterol, tensión arterial, diabetes, tabaco, ejercicio, obesidad), una herramienta muy valiosa para la estratificación del riesgo cardiovascular de una persona.

Los resultados de la investigación, dirigida por Valentín Fuster, del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares Carlos III (CNIC), muestran que, la carga global de aterosclerosis en las personas analizadas (edad media 45 años) era dos veces más alta en hombres que en mujeres (63,4 milímetros cúbicos frente a 25,7), y también más elevada en las arterias femorales que en otros territorios vasculares, y que aumenta con la edad.

Gracias a la eco 3D os investigadores exploraron las regiones más significativas desde el punto de vista de la aterosclerosis de las arterias carótidas y femorales de 3.860 participantes de mediana edad y totalmente asintomáticos empleados del Banco de Santander en Madrid. El PESA-CNIC-Santander es un estudio prospectivo de cohortes en el que los participantes son seguidos a largo plazo.

"La ecografía tridimensional vascular es una técnica de imagen factible, reproducible y novedosa para cuantificar de forma precoz la carga ateroesclerótica global en poblaciones grandes», afirma Fuster, autor principal de la investigación que se publica en JACC. En su opinión, «sin embargo, se necesitan más estudios para evaluar la utilidad este nuevo método que lo comparen con los métodos tradicionales cuando se utilizan en la práctica clínica y a gran escala, así como en estudios epidemiológicos poblacionales".

Aplicación clínica

Aunque la aplicación clínica de esta tecnología se encuentra todavía en fase de investigación y desarrollo, ya hay una serie de áreas en las que ha demostrado ser clínicamente prometedora, incluyendo la cuantificación del volumen de la placa aterosclerótica.

"Esta nueva tecnología 3D ha dado un nuevo enfoque al estudio de la aterosclerosis ofreciendo multitud de nuevas posibilidades. El 3D nos permite evaluar la extensión, gravedad y características de las placas de aterosclerosis en las tres dimensiones del espacio, en tan solo unos segundos, obteniendo una información más completa y de forma más sencilla que la que hasta ahora obteníamos con los estudios 2D convencionales", afirma Beatriz López Melgar, investigadora del estudio PESA y cardióloga especialista en imagen cardiovascular.

Fuente: ABC