Política
Viernes 27 de Noviembre de 2015

Micros y sueldos, la pesadilla final del Gobierno de Mendoza saliente

Los dueños de los colectivos suspendieron el servicio de 22 a 5 todo el fin de semana por falta de pago. El Gobierno anunció que abonará en forma escalonada los salarios y los gremios van al paro.

Por Alejandro Gamero
gamero.alejandro@diariouno.net.ar
Un cóctel explosivo se empezó a batir este jueves en Mendoza, que podría transformar los últimos 14 días del gobierno de Francisco Pérez en una verdadera pesadilla.
Los dueños de los micros iniciaron la suspensión del servicio nocturno de colectivos para corta, media y larga distancia, entre las 22 y las 5, hasta el lunes que viene inclusive, por falta de pago del Estado a los empresarios.
Si no hay una vía de solución, la reducción del servicio de transporte se ampliará la semana que viene al 50% de la prestación diurna.
En tanto, sin fondos disponibles para abonar salarios, el Gobierno mendocino comunicó que irá pagando los haberes a los trabajadores estatales de forma escalonada a partir de la semana que viene. 
Las repercusiones gremiales no se han dejado estar. Mientras en el conflicto de los micros los choferes de colectivos se preparan para un paro total el lunes próximo, desde los sindicatos estatales los maestros, la Administración Pública y la salud van con idénticas medidas.
AMPROS anunció que los profesionales de la salud irán al paro el próximo lunes y ATE confirmó que lo hará el martes, por lo que los hospitales estarán afectados durante ambas jornadas. Ese mismo día los maestros del SUTE también irán al paro. 
Para dar certidumbre, el Poder Ejecutivo depositó ayer los sueldos de la policía y al personal penitenciario, informando que el lunes 30 lo tendrán disponible. 
Sin embargo, fuentes del Banco Nación aseguraron a Diario UNO que esos salarios debían estar este viernes en los cajeros automáticos porque se cargaron ayer por la tarde en el sistema.
En el comunicado oficial el Poder Ejecutivo indicó además que “el lunes 30 se dará a conocer la continuidad del cronograma de pago, en el que la prioridad serán los celadores, los docentes, el personal de salud,  Administración Central, el personal judicial y los restantes agentes estatales”.
Sin descubierto
A diferencia de los meses anteriores, esta vez el Gobierno de Mendoza tiene un grave problema: se ha quedado sin acceso al giro en descubierto de $600 millones del Banco Nación, porque ya lo utilizó y no ha podido reponerlo.
Con ese dinero del rojo de la cuenta corriente, el Gobierno se las arreglaba en los últimos meses para iniciar el pago a los estatales mientras tramitaba un adelanto de coparticipación para pagar la mitad de la masa salarial que le quedaba pendiente. 
Ahora la incertidumbre es mayor. No tendrá el descubierto y deberá recurrir a la recaudación diaria para pagar a los agentes de la Administración Pública. 
¿Tiene solución? 
La única salvación a la vista es que la Casa Rosada envíe una remesa de fondos para afrontar las obligaciones de los últimos días de gobierno.
Por eso el gobernador Francisco Pérez continuaba en Buenos Aires acompañado por algunos intendentes con gestiones de última hora. 
Está allá desde el martes pero hasta ayer sin noticias alentadoras. Cada vez que fue a buscar fondos en los meses anteriores Pérez tuvo que trajinar varios días para ser atendido y obtener ayuda monetaria. 
En cuanto al conflicto con los dueños de los colectivos, las soluciones son dos: o el Gobierno les paga los $150 millones que les debe o Francisco Pérez les firma el aumento de la tarifa, el cual está listo hace 20 días y frenado en su despacho. Se conforman con una de las dos medidas.  
Por eso esta vez los del transporte de pasajeros van en serio y no como en los cuatro amagues anteriores, donde amenazaron con suspender el servicio y no llegaron a la acción.
Ayer la Subsecretaría de Trabajo, atenta a la situación, le dictó la conciliación obligatoria, ordenando que frenaran la medida pero los empresarios no la acataron. Ya al mediodía, los dueños de los micros habían rechazado un pago de $5 millones a cuenta de lo adeudado.
“AUTAM ratifica la suspensión de los servicios nocturnos de colectivos a partir de las 22 (por ayer) a pesar de la conciliación obligatoria dictada por el Gobierno”, comunicaron anoche a las 21.
►1.200 millones de pesos es la cantidad de dinero que el Gobierno necesita para pagar los sueldos.

Comentarios