País
Martes 16 de Mayo de 2017

Detuvieron a un joven de 19 años acusado de violar y matar a golpes a su hijo

Los médicos constataron severos golpes en la zona del rostro y luego informaron al muchacho que el pequeño tenía dos horas de fallecido.

Un joven de 19 años fue detenido acusado de golpear y abusar sexualmente de su hijo de un año, a quien había llevado a un centro sanitario del Chaco, al que llegó muerto.

Según testigos, el joven viajó desde el barrio Mapic hasta el centro de salud de Villa Río Negro en Resistencia donde arribó este lunes alrededor de las 22:00 con su bebé ya sin vida y dijo que el nene "se cayó de la cama".

Los médicos constataron severos golpes en la zona del rostro y luego informaron al muchacho que el pequeño tenía dos horas de fallecido, mientras la médica a cargo del centro de salud de Villa Río Negro llamaba al Servicio de Emergencia 911 para dar cuenta del ingreso de un menor sin signos vitales.

Junto a esa situación se sumó que el progenitor intentaba abandonar el edificio, por lo que fue cercado hasta que finalmente arribaron los efectivos de la Comisaría Segunda para concretar su aprehensión.

"Fue llevado por su padre de 19 años al centro sanitario con signos de violación y golpes en distintas partes del cuerpo", precisaron desde la fuerza de seguridad al Diario Chaco.

Posteriormente, los trabajadores del centro de salud comprobaron que la criatura también presentaba vejaciones y eso generó una mayor consternación tanto dentro del establecimiento como fuera del mismo, donde decenas de personas repudiaban el hecho y pedían castigo para el autor del crimen.

Luego se supo que el niño habría sido abandonado por su madre al nacer y que su padre quedó a cargo de su custodia.

Ya cerca de las 23:00 los efectivos de la División Bomberos sacaban en una pequeña bolsa los restos del bebé para llevarlo al Instituto de Medicina y Ciencias Forenses del Poder Judicial de la Provincia del Chaco (IMCiF) para realizar los exámenes que confirmen las causas del deceso.

Ante el aberrante hecho, la fiscal en turno, Daniela Meiriño ordenó la detención del padre y se procedió al secuestro de ropas del niño.