Primicias
Miércoles 21 de Septiembre de 2011

Pata Villanueva y su nueva vida de millonaria

Luego de heredar una fortuna por parte de su ex marido dueño de una joyería, Pata Villanueva consuela su dolor mediante viajes y otros lujos. La primera botinera realizó un largo viaje a Miami y está esperando su primer nieto para fin de año.

En 1978, Pata Villanueva se casaba con el futbolista Alberto El Conejo Tarantini, en ese momento figura de Boca Juniors. Con él tuvieron dos hijos.

En 1993 mantuvo un fugaz romance con el ex Serú Girán, David Lebón, con quien estuvo unos pocos meses.

Hasta que en 1994, Pata encontró al amor de su vida: Martín Dernt, dueño de una cadena de joyerías con base en México.

Estuvieron 15 años juntos, radicados en Cancún. En diciembre de 2009, durante un viaje a París, Dernt cayó en la bañera del hotel: Nos fuimos a pasar Navidad allá. En el hospital lo atendieron de las tres costillas que se había roto. También le descubrieron un cáncer de páncreas, contaba Pata.

En enero de 2010, al millonario no le daban chances de vida, hasta que Pata confirmaba que el cáncer había quedado atrás y que no tenía nada. Pero el cáncer volvió y su marido falleció a los 58 años, el 16 de mayo de este año.

Luego de este momento terriblemente doloroso, la ex vedette heredó la fortuna de su ex marido y, debido a esto, consoló el dolor con un viaje de un mes a Miami, donde visitó a una de sus mejores amigas Paula Domínguez, ex modelo.

Durante la estadía en la soleada playa norteamericana, Pata reveló entre sus íntimos un detalle clave: el último testamento de Dernt, dividido entre ella y los hijos de su última pareja.

Comentarios