Espectáculos
Lunes 12 de Diciembre de 2011

Piazza se dio una biaba

El diseñador de moda Roberto Piazza volvió a sorprender con un nuevo estilo vampiro, heavy metal y gótico por el que se tatuó manos y brazos y juró nunca más tomar sol y vestirse siempre de negro.

“Hoy quiero rejuvenecer, mi estilo tiene una mezcla de gótico, vampiresco y heavy metal”, explicó Piazza y detalló el proceso de su transformación: “Un día tuve el deseo de tatuarme. Me hice una flor española con espinas, que yo mismo diseñé, en las manos. Me morí de dolor, pero mi vida fue soportar dolores continuos” Ya me tatué los brazos y seguiré por los hombros. Es más, pienso dibujarme toda la cara”.

Como parte del nuevo look, Piazza se cortó el pelo desmechado y lo tiño de rubio a lo Kurt Cobain. Además, se maquilla de una determinada manera: “Lo primero que hago a la mañana es pintarme los ojos con delineador negro o marrón. Las clientas se sorprenden al verme”.

“Me guío por la filosofía del rock pesado y el romanticismo: la relación entre la vida y la muerte. Quiero bucear en la oscuridad y vestir de negro siempre. Soy una especie de vampiro de película y me encanta”, concluyó.
 

Comentarios