Política
Domingo 27 de Diciembre de 2015

Piden la emergencia en Alvear para renegociar deuda y reestructurar la planta de personal

Son los puntos centrales del proyecto que envió el intendente Walther Marcolini al Concejo Deliberante. La emergencia duraría todo el 2016. Los detalles.  

Después de hacer pública la deuda millonaria que debe afrontar el Municipio alvearense y en medio de fuertes críticas  que bajaron del bloque justicialista, el intendente Walther Marcolini envió al Concejo Deliberante el proyecto para declarar a la comuna en Emergencia Económica, Financiera y Administrativa.
De aprobarse la ordenanza, el jefe comunal tendría el 2016 para encarar un profundo proceso de renegociación de deuda con los acreedores y prever quitas de un 30%, revisar contrataciones de servicios, cancelar licitaciones de obras y todo tipo de subsidios, entre otros. Pero sin duda el punto que mayor conflictividad le podría generar y puso en alerta roja al Sindicato de los Municipales es la profunda reestructuración de la planta de personal que pretende llevar adelante.
Si Marcolini consigue que los ediles le den luz verde a la declaración de emergencia, el Ejecutivo departamental estará autorizado para reubicar o dar de baja al personal, pasar a disponibilidad a gente si se considera que el cargo que ocupa es innecesario o hasta cesantear sin indemnización a aquellos que tengan sumarios o causas judiciales.   
El proyecto de emergencia ingresó formalmente al Concejo en los últimos días por medio de una  sesión especial.
Entre los argumentos que sustentan el proyecto está la necesidad de contar con una herramienta legal para “gestionar, convenir, refinanciar y abonar con quitas sustanciales con fondos propios con los acreedores del municipio que acrediten de forma acabada sus acreencias”    
Además se sostiene que es inviable continuar erogando el 80% del presupuesto para pagar salarios por eso es imprescindible “la revisión de la situación actual del personal”.
Quitas del 30%
Después de establecer un “régimen especial de consolidación y cancelación de deudas” contraídas por la comuna antes del 10 de diciembre, los acreedores tendrá un plazo de 60 días hábiles (que podrá ser prorrogado por igual lapso) para presentarse ante la Secretaría de Hacienda para acreditar con lujo de detalles la legitimidad de la deuda que mantiene el municipio.
El estado municipal reconocerá una tasa de interés a los acreedores que será equivalente a la tasa pasiva del Banco Nación pero sobre el total del monto que se especifique “tendrá una reducción no inferior al 30%”
Una vez que la negociación concluya el Municipio se tomará 30 días para pagar de contado el 20% y el resto en 12 cuotas.    
Reestructuración de personal
El extenso capítulo cuarto del proyecto de ordenanza faculta al Poder Ejecutivo alvearense a iniciar un proceso inédito en materia de política de Recursos Humanos. El cacique sureño estará habilitado a dar de baja al personal que no ingresó por concurso o no cumple con los requisitos del estatuto de los municipales. También podrá reubicar personal, suprimir cargos o funciones que considere innecesarios y pasar a disponibilidad al personal afectado por un plazo que no puede superar los tres meses.
Cumplido ese periodo la gente deberá ser restituida o puesta en disponibilidad con el pago de la indemnización.
Entre las excepciones que se plantean, no percibirán indemnización aquellos empleados que se encuentre sometido a “sumario administrativo o proceso judicial del que pudiera resultar la cesantía hasta tanto finalicen las actuaciones con resoluciones definitivas y firmes”.
El intendente también pretende modificar la banda horaria para reducir la jornada laboral a la mitad, en los casos que considere oportuno, y en consonancia disminuir los salarios en la misma proporción.

Comentarios