Policiales

Los detalles del caso Mendieta, cuyo juicio ya tiene fecha

Diego Mendieta fue golpeado a la salida de un bar y murió después en el hospital. Por el hecho llegan acusados dos hermanos. Tras varias postergaciones, el debate empezará el 30 de setiembre. 

Juicio. Imagen de los pocos minutos que duró el juicio en junio antes de que se postergara. Ahora ya tiene fecha.

Javier Martín
jmartin@diariouno.net.ar

Tras resolverse todas las apelaciones, la Justicia fijó que el juicio por la muerte de Diego Mendieta, ocurrida afuera de un bar en el 2008, se realizará del 30 de setiembre al 8 de octubre. Por el hecho llegan acusados de homicidio preterintencional los hermanos Lucas y Jonathan Cruz.

El debate oral fue suspendido por última vez a principios de junio porque los defensores de los acusados elevaron un “recurso de queja” al máximo tribunal luego de que la Primera Cámara del Crimen, encargada del juicio, rechazó una apelación el 20 de mayo pasado.

Los detalles del caso

De acuerdo con lo que consta en el auto de elevación a juicio en los expedientes P2-14.167/08 surge que el 15 de agosto de 2008 siendo las 6, Diego Mendieta mantuvo una pelea en el interior del bar Urracas, y fue golpeado por Jonathan Cruz. Intervino personal de seguridad, los separó y le dijo a Mendieta que se lavara la cara –tenía sangre–. En el expediente se señala que “la víctima no acató la sugerencia y salió del bar para amenazar a sus agresores con aparentes intenciones de seguir la pelea”.

Ya en el exterior de Urracas, frente al bar Osvaldo, fue agredido nuevamente por los imputados. Lucas Cruz le dio golpes de puño, y Mendieta cayó al piso, donde fue pateado en el costado derecho de su cuerpo. Seguidamente Jonathan Cruz, siempre según el relato que hilvanó la Justicia, le saltó encima en tres oportunidades a la altura de la boca del estómago.

Las lesiones

Mendieta presentó “traumatismo encéfalo craneano, traumatismo facial, hematoma bipalpebral de ojo izquierdo, conjuntivitis hemorrágica ojo izquierdo, herida contusa cortante dorso nariz; traumatismo grave de abdomen”. Cabe señalar que en su momento la defensa se opuso a la elevación a juicio rechazando que los golpes propinados le ocasionaran las lesiones en el hígado y páncreas. “No lo podemos aceptar y no es una afirmación caprichosa del ministerio de la defensa sino que pruebas científicas nos dan la razón”, se transcribe en el auto de elevación a juicio.

En la fundamentación el juez se apoya en varios testimonios coincidentes de empleados del bar. Además, menciona a la necropsia del Cuerpo Médico Forense (en fojas 140 y 141) como clave, señalando que del traumatismo de páncreas como evolución “apareció un pseudoquiste pancreático, el cual estaba siendo tratado con drenaje percutáneo. El día 03/09/08 presentó descompensación y falleció”.

En la autopsia se constató la perforación del pseudoquiste pancreático, con volcado de su contenido a cavidad abdominal, lo cual le produjo un cuadro de peritonitis aguda, shock y muerte.

La calificación legal dictada con la que llegan los hermanos Cruz al juicio es de coautores de homicidio preterintencional, figura legal que se aplica a quienes se considera que hicieron un daño sin la intención de causar la muerte.

El juez Ariel Hernández fijó como fecha de debate el 30 de setiembre, el 2, 3, 4, 8 y 9 de octubre, en jornadas de doble turno.

Hay citada una veintena de testigos para el juicio, entre ex empleados del bar, médicos y demás.

Un caso que tuvo mucha trascendencia al que finalmente le llega la hora de su juicio.

UnoSanRafael.com