San Rafael
Miércoles 09 de Noviembre de 2016

Procesaron y mantuvieron la prisión preventiva a los 4 acusados del robo a la familia Sanz

Así lo solicitó la fiscal María Eugenia Laigle y lo confirmó el juez de instrucción Gabriel Ravagnani. Las defensas pidieron la prisión domiciliaria para los cuatro imputados.

El juez de instrucción Gabriel Ravagnani confirmó este miércoles en audiencia pública y oral el procesamiento y la prisión preventiva a los 4 acusados por el robo a la familia de Fernando Sanz, hijo del ex senador nacional Ernesto Sanz.

El magistrado hizo a lugar al pedido de la fiscal María Eugenia Laigle y fundamentó su decisión porque existiría la posibilidad de un riesgo de fuga debido al peso de la pena que arriesgan los cuatro imputados en un futuro debate.
Es que el delito por el que se los acusa, robo agravado en poblado y en banda con armas aptas para el disparo, tiene una pena mínima de 6 años y 8 meses y una máxima de 20 años.
Además según Ravgnani de acuerdo a las pruebas y los indicios presentados por la Fiscalía, está probada la participación de los imputados en el hecho que ocurrió la madrugada del 7 de octubre cuando los ladrones entraron armados y a la fuerza, tras romper las rejas de una de las ventanas de la cocina, a la casa del matrimonio Sanz.
Allí según describió en su alegato la fiscal, amenazaron al matrimonio con un revólver calibre 32 y 3 armas de fabricación casera. Les exigieron el dinero y revolvieron toda la casa incluso el dormitorio donde dormía su pequeño hijo.
Fueron momentos de alta tensión los que vivió el matrimonio sobre todo la mujer que está embarazada y tuvo un pico de alta presión que puso en riesgo su estado de salud.
En este escenario, Laigle sostuvo la acusación con los elementos que fueron secuestrados tras los allanamientos realizados por la Unidad de Investigaciones que recuperó las armas y parte del botín.
Además, dos de los imputados Javier Barroso y Nahuel Castro confesaron ser los autores del robo, entregaron otra parte de lo robado y denunciaron la participación de Raúl Juarez y Cristian David Oros.
Estos últimos presentaron algunas coartadas para desentenderse del hecho pero existen pruebas que los incriminan sobre todo a Juárez cuyas huellas digitales coinciden con las encontradas en el lugar del robo.
A todo esto la defensa de Barros y Castro aceptó el procesamiento pero pidió otras condiciones de detención. Un recurso que ya fue presentado pero que en esta audiencia no fue considerado por el juez.
La defensora oficial, que representa a Juárez y Oros, que tiene unas 10 causas pendientes con la Justicia, solicitó la prisión domiciliaria pero su pedido fue rechazado.
En cuanto a Juárez también está procesado por el robo a una unidad de la empresa Iselin. Por esa causa estuvo preso y luego quedó en libertad bajo fianza.
La causa seguirá en el fuero de instrucción a la espera de otras pericias que solicitó el juez Ravagnani cuyos resultados se incorporarán al expediente que luego será elevado a debate oral y público.


Comentarios