Más noticias
Viernes 02 de Septiembre de 2011

Renunció el director de Carabineros en Chile en medio de un escándalo

Presentó su dimisión luego de que lo acusaran de cambiar un parte policial para beneficiar a su hijo y en medio de la polémica por la represión a los estudiantes que terminó con la muerte.

El director de Carabineros de Chile, general Eduardo Gordon, presentó este viernes su renuncia luego de ser acusado de alterar un informe policial sobre un accidente en el que estuvo involucrado su hijo y en medio de la polémica por la muerte de un joven la semana pasada durante una protesta social, presuntamente a manos de un efectivo de su fuerza.

El hasta hoy jefe de la policía militarizada chilena se presentó esta mañana en La Moneda para entregar al presidente Sebastián Piñera el informe solicitado ayer por el Ejecutivo con las explicaciones en relación a la denuncia, pero acompañó ese documento con su carta de renuncia por "motivos de salud", dimisión que el mandatario aceptó.

El general fue acusado en el portal del Centro de Investigación Periodística (Ciper) de que había pedido modificar un parte policial para ocultar la participación de uno de sus hijos en un accidente de tránsito del que se dió a la fuga, informaron las agencias de noticias ANSA y DPA y el diario El Mercurio.

Tras más de una hora de reunión con el mandatario, Gordon declaró a los periodistas, acompañado por el ministro del Interior, Rodrigo Hinzpeter, que "jamás" interfirió en ningún procedimiento con el fin de favoreces a algún familiar.

"Siempre he sido una persona exigente conforme a los parámetros de la institución y jamás he interferido en ningún tipo de situaciones procedimentales", aseguró Gordon, quien señaló que tomó la decisión de renunciar motivado, principalente, por sus problemas de salud.

"Este último tiempo he sentido algunas presiones hacia la institución y también a la figura del director que habla y, sin ir más lejos, a nivel personal. Nunca pensé que estando en el cargo iba a haber tanta maldad, tanta basura hacia personas o instituciones. Es lamentable", sostuvo.

El ministro, en tanto, lamentó la decisión de Gordon y destacó su desempeño, al reseñar que el general siempre acompañó al gobierno "hombro con hombro para una lucha que no es fácil, donde no se recibe muchas veces la colaboración que se espera de los ciudadanos que enfrentan a las fuerzas policiales como si fueran sus enemigos".

"Espero que esta renuncia sirva de catalizador para que nuestra sociedad retorne a la tranquilidad que nos merecemos", concluyó Gordon al retirarse de La Moneda.

La renuncia del jefe de Carabineros ocurre en medio de los cuestionamientos por su responsabilidad como máxima autoridad del cuerpo en el caso de la muerte del menor Manuel Gutiérrez por un disparo que se atribuye al carabinero Miguel Millacura dado de baja por Gordon días atrás y con prisión preventiva.

La de hoy es la seguna aparición pública de Gordon en el marco de su licencia por problemas cardíacos, luego de que a principios de esta semana el general saliera a anunciar el llamado a retiro del segundo jefe metropolitano de Carabineros, Sergio Gajardo, y otros altos mandos locales, por la muerte del joven, en el barrio de Macul, cuando se desconcentraban las marchas tras un paro general de 48 horas.

A la conmoción por la muerte del adolescente se sumó el miércoles la denuncia del estatal y autónomo Instituto Nacional de Derechos Humanos de que Carabineros tortura a manifestantes.

La directora del organismo, Lorena Fries, precisó que la mayor represión se concentra al interior de los buses policiales, donde se tortura a personas apresadas durante las manifestaciones públicas.

El presidente de la comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados, el demócratacristiano Sergio Ojeda (DC), consideró que "a la luz de todos los antecedentes y de las denuncias que se han ido sumando en contra de Carabineros, especialmente la relacionada con la muerte del menor en Macul, donde cada día se conocen nuevos antecedentes que dejan en evidencia que hubo ocultamiento de información y nula disposición a investigar por parte de la institución, la renuncia del general (Gordon) era lo que correspondía".

Ojeda, además, discrepó con los calificativos utilizados por el jefe renunciado, en orden a calificar de "maldad y mentiras" aquellas acusaciones que se difunden en contra de la institución.

"La verdad es que desde el año pasado se sumaron numerosas denuncias, nuestra comisión de Derechos Humanos bien lo sabe y los Tribunales también, con detenciones ilegales, escuchas telefónicas, abusos, represión y, lamentablemente, un menor muerto", sostuvo.

"Esperamos, sinceramente, que esto contribuya a modificar profundamente la actual conducción de esta institución, aumentando su credibilidad y dejando de lado una serie de prácticas que el país ha conocido y repudiado", concluyó el legislador.


FUENTE: A24.com
 

Comentarios