La provincia
Jueves 17 de Noviembre de 2016

Salgado y otros tres ex funcionarios de Santa Rosa deberán devolver $1.200.000

La medida la ordenó el Tribunal de Cuentas por diversas irregularidades cometidas en 2013. El ex intendente sigue en la Penitenciaría

Si le faltaba algo al ex intendente de Santa Rosa Sergio Salgado es que lo notifiquen en prisión de que debe pagar en un plazo de 30 días más de $1.000.000 por algunas irregularidades detectadas por el Tribunal de Cuentas de la provincia. Lo único que lo puede hacer sentir mejor es que ese monto debe ser pagado en conjunto con tres ex funcionarios suyos.

Ayer llegó la noticia. Son $1.206.906 que el Tribunal de Cuentas exige que deben ser depositados en una cuenta del Banco Nación a nombre del organismo de contralor para que este a su vez lo deposite en la cuenta de la Municipalidad de Santa Rosa.

Lo preocupante para el ex intendente es que ahora se lo intima a pagar ese monto sólo por irregularidades detectadas en las cuentas que él administraba en el 2013, cuando supuestamente la Comuna parecía estar más o menos en orden. Muy diferente fue la situación a principios de este año, cuando ya Salgado debía sueldos y la Municipalidad hacía agua por todos lados y estaba a punto de desembocar en una nueva destitución. No hizo falta, ya que Salgado presentó su renuncia y quedó detenido en el mismo día.

Por esto es muy probable que esta sea sólo la primera resolución en contra del ex intendente y que vengan otras similares y por montos aún mayores.

Los $1.206.906 debe ser depositados por Salgado y por Walter Fernando Funes, quien era el contador de la Comuna en ese tiempo; Diego Franco Maures, que era el secretario de Gobierno, y María Valeria Cabañez, por ser la directora de Hacienda.

Este monto surge especialmente, según la resolución del Tribunal de Cuentas, de falta de comprobantes sobre el movimiento de los fondos, que incluyen falta de facturas, de licitaciones públicas y de subsidios que recibió el Municipio para obras que no fueron ejecutadas pero que no quedaron en las arcas comunales.

Lo más grueso del monto que se reclama son $875.000, sobre los que no pudo ser comprobado su destino ya que no obran comprobantes de ningún tipo. También está establecido, según el organismo, que el Municipio recibió un subsidio para la construcción de una cancha de hockey sobre césped sintético por $1.000.000 y sólo se encontraron comprobantes de pago por $487.970.

Salgado está detenido desde el 31 de marzo de este año. Se acumula sobre él media docena de acusaciones, todas referidas a su función como intendente. A pesar de los reiterados pedidos de la defensa de eximirlo de prisión o de que se le otorgue prisión domiciliaria, cada uno fue rechazado, por riesgo de fuga.

Comentarios