San Rafael
Domingo 06 de Noviembre de 2011

San Rafael es mercado para los autos robados en Buenos Aires

Localmente casi no se sustraen vehículos, pero aparecen unidades traídas de afuera previo paso por San Luis, donde se “arreglan” los papeles. Por mes se secuestran entre 5 y 6 automóviles

En San Rafael casi no se roban automóviles, pero todos los meses se secuestran vehículos “flojos de papeles” o con pedido de secuestro provenientes de otras ciudades, ya que los delincuentes buscan “colocarlos” lejos del lugar del delito.

La Unidad Investigativa local secuestra mensualmente entre cinco y seis vehículos de distinto tipo, de los cuales en el 60 a 70% de los casos se encuentra a los propietarios. Durante este año se han incautado 50 vehículos.

“Por lo general los vehículos que se encuentran adulterados son traídos de la ciudad y provincia de Buenos Aires”, indicó el ayudante César Falcone, encargado de la Sección Automotores de ese organismo de la policía.

Explicó que “la línea baja a la provincia de San Luis y Córdoba, y algo a San Juan, pero por lo general es en San Luis donde se adultera lo que es documentación y también el vehículo”. Una de las maniobras más comunes de las bandas de reducidores es comprar coches accidentados o incendiados de la misma marca y modelo que los robados para utilizar su número de serie para realizar la adulteración.

De esta forma las unidades llegan al departamento con los papeles “preparados” para tratar de colocarlos en el mercado local. “Si bien no es tanta la gente que se dedica a este tipo de delito, generalmente van a San Luis, traen los vehículos y los revenden acá. Pero en muchas ocasiones ni la misma persona que los revende sabe la situación del vehículo, porque está bien modificado. También hay casos de gente que ha buscado por internet y va a San Luis a comprar y le venden algo que en realidad está mal de documentación y dominio”, explicó Falcone.

Por otra parte, la Unidad Investigativa también realiza inspecciones de vehículos a pedido de la planta de verificación local cuando surgen dudas sobre el número de motor. Este año se llevan realizadas 200 inspecciones de este tipo y en ese marco los investigadores han detectado algunos casos de problemas con el dominio.

Consejos

Para evitar ser víctima de una estafa con un auto de dudosa procedencia aconsejan realizar una consulta de dominio en la Bolsa de Comercio o en el Registro del Automotor antes de concretar una compra.

Además es necesario hacer la transferencia lo antes posible. “Hay que realizar el boleto de compra-venta, comprar y transferir”, señalaron desde la Unidad Investigativa.
 

Comentarios