a
Miércoles 21 de Septiembre de 2016

Nueve años y medio de prisión para Brian Pardo por el asesinato de Javier Mondaca

Familiares y amigos de la víctima le gritaron "asesino" al joven condenado por el homicidio ocurrido en enero en Salto de las Rosas a la salida del Festival del Caballo. También expresaron su desacuerdo con la sentencia.

En el final del juicio por el asesinato a puñaladas de Javier Nicolás Mondaca (29), la Primera Cámara del Crimen condenó a 9 años y 6 meses de prisión a Brian Emanuel Pardo (22) al considerarlo autor del delito de "homicidio simple".

La pena aplicada por los jueces Julio Bittar, Ariel Hernández y Rodolfo Luque está en el mismo grado que la solicitada por el fiscal Norberto Jamsech en su alegato.

La lectura de la sentencia que se dio este martes a las 18.30 fue seguida en silencio por un numeroso grupo de allegados y familiares de la víctima, pero una vez finalizada la misma estallaron en gritos de "asesino" y "te vas a pudrir en la cárcel" al joven condenado.

Sergio Peñailillo, padrastro de Javier, en diálogo con UNO San Rafael se mostró disconforme con el fallo del tribunal al considerarlo "muy bajo" porque "le tendrían que haber dado por lo menos 15 o 20 años, ya que a los 9 años va a estar afuera, va a andar paseándose por la calle como una persona común y corriente y yo a mi hijo no lo tengo más".

Además opinó que el padre de Brian Pardo tendría que haber sido juzgado. "El padre también estuvo (en el lugar del hecho) y no hicieron nada por él, como padre tendría que haberlo parado".

Por su parte, Laura Arancibia, esposa de Javier, también se mostró en desacuerdo con la sentencia y dijo que buscará apelar para lograr una pena más alta.

Así terminó un crimen que se cometió en la madrugada del 18 de enero pasado en calle El Monte y La Correína de Salto de las Rosas.

Allí Mondaca recibió varias puñaladas con un cuchillo que Pardo fue a buscar a su casa. Tras esto, el atacante fue retirado en moto por su padre, quien ese día también estuvo detenido pero después fue liberado al considerarse que no participó en el homicidio, sino que sólo llegó para llevarse a su hijo.

Todo había comenzado con una pelea una hora antes en el interior del predio "El Mangrullo" donde se desarrollaba el Festival del Caballo.

Pardo creyó que Mondaca había golpeado a su hermano menor sin haberlo confirmado, mantuvo un altercado en ese lugar y luego, "con la sangre en el ojo", fue a su casa a buscar el cuchillo con el que más tarde le dio muerte a Javier.

Comentarios