Economía
Domingo 18 de Diciembre de 2011

Se iniciaron las capacitaciones para la mina de potasio de la empresa Vale

Los cursos comenzaron en Malargüe y Luján, y en enero y febrero llegarán a San Rafael y General Alvear, ya que el consorcio Odebrecht-Techint prevé incorporar 4.000 personas 

El Consorcio Río Colorado, formado por la UTE Odebrecht-Techint, responsable de levantar la infraestructura necesaria para la extracción de las sales del potasio que la empresa Vale realizará en el extremo sur del departamento, puso en funcionamiento el programa de calificación profesional continua Creer Argentina.

La propuesta, surgida en el marco del compromiso social empresarial de Odebrecht al construir la hidroeléctrica Santo Antonio, en Rondonia, Brasil, consiste en la formación del recurso humano necesario para sus obras, con la condición de que residan en lugares próximos a los lugares de trabajo, en este caso en la provincia de Mendoza.

El programa ha tenido réplicas exitosas en los lugares donde opera la compañía como Perú, Venezuela, Cuba, Brasil y Angola.

La compañía apunta fundamentalmente a Mendoza, porque además de los trabajos adjudicados por la minera Vale, ha sido ganadora de la licitación del gasoducto Papagallos-Malargüe y es una de las oferentes para levantar la presa Portezuelo del Viento.

Etapas

El programa plantea una serie de etapas para que los interesados en acceder a los puestos de trabajo que se ofrecen puedan capacitarse.

Se hizo un histograma de obra, vale decir, una descripción de los distintos oficios que se requerirán para ejecutar la licitación y cómo se irá incorporando en el tiempo al personal. Paralelamente se realizó un estudio de la oferta de mano de obra de la construcción, para lo cual se requirió el apoyo de la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas de Mendoza, el Instituto de Estadísticas y Registros de la Industria de la Construcción, la Cámara Argentina de la Construcción, el Ministerio de Trabajo, oficinas de empleo de los departamentos mendocinos, la Subsecretaría de Trabajo provincial, la Unión Obrera de la Construcción y su fundación.

Con los datos recabados se pudo determinar la cantidad de soldadores, armadores de hierro, pintores, electricistas, gasistas, cloaquistas, entre otros oficios, ya capacitados que podrían incorporarse de forma inmediata y las necesidades que se irían presentando a medida que avance la obra.

Posteriormente se efectuó una convocatoria a una charla informativa, que en Malargüe se concretó el 28 de noviembre, en la que 454 personas se interiorizaron de los alcances de la propuesta.

Una semana después, con la presencia de directivos de la compañía, se lanzó oficialmente el programa de capacitación en oficios de la construcción Creer Argentina.

En esa oportunidad, Diego Pugliesso, de la gerencia de Apoyo Administrativo-Financiero de Odebrecht Argentina, dijo que la UTE estima incorporar unas 4.000 personas el año próximo “con competencias necesarias para cumplir con los objetivos fijados por la UTE, radicando aquí la importancia de Creer Argentina, programa que brindará la seguridad de contar con excelentes operarios”.

Contrate mendocino 

El lunes pasado, 112 malargüinos de ambos sexos, mayores de 18 años, con el único requisito de saber leer y escribir, comenzaron el ciclo básico de la formación que contempla 26 horas reloj en diversos temas.

Quienes aprueben ese nivel podrán incorporarse a los cursos técnicos-prácticos, con una duración de 240 horas cada uno, en 15 oficios específicos, como ayudante de obra civil, soldadores y otros. Si bien el programa no asegura el ingreso a obra, forma oficios y mejora las oportunidades de ingreso.

La primera etapa contempla capacitar sólo en Malargüe entre 1.000 y 1.200 personas. Una cifra similar podrá acceder a estos cursos en otros departamentos. Se realizarán convocatorias similares en San Rafael y Alvear durante los dos primeros meses del año próximo.

La experiencia se replica en paralelo en Luján de Cuyo para que los mendocinos del norte provincial tengan las mismas oportunidades al momento de optar por un puesto de trabajo, con lo cual se garantizará el 75% de mano de obra residente en nuestro territorio que exige el acuerdo suscripto entre Vale y el Gobierno.

Por otra parte, los integrantes del taller Cumelén, al que asisten jóvenes con capacidades especiales donde aprenden oficios, fue beneficiado por la Odebrecht-Techint para proveer el refrigerio que reciben los alumnos que están tomando curso de formación básica. Esto les permite generar sus propios recursos.

Comentarios