Deportes
Sábado 11 de Julio de 2015

Se quejaron de sus "grititos" y los mandó a freír churros

El primer ministro inglés, David Cameron, hizo una broma que a Maria Sharapova no le causó ni un poco de gracia. 

María Sharapova es, sin dudas, la reina del tenis mundial. Hermosa por donde se la mire, y una de las mejores jugadoras del circuito, a nadie se le ocurriría criticarla. A nadie, salvo al primer ministro británico.
Es que David Cameron tuvo la mala idea de referirse a la rusa con una broma de muy mal gusto, que no causó ninguna gracia en la tenista.
"No olviden llevar tapones para los oídos", "recomendó" Cameron a los integrantes de la selección inglesa de fútbol que lo visitaron antes de asistir a la semifinal de Wimbledon entre Sharapova y Serena Williams, en clara alusión a los "gritos" de Maria.
En conferencia de prensa, la tenista fue consultada sobre el desafortunado comentario, al que respondió con cara de pocos amigos: "Siguiente pregunta".
¿Le preguntarían lo mismo a Rafa Nadal?

Fuente: Diario UNO Mendoza

Comentarios