Mundo
Jueves 30 de Julio de 2015

Sobrevivió a una impresionante caída de 17 pisos y sufrió solo una fractura de fémur y pelvis

El joven chileno de 23 años se resbaló cuando estaba sentado en la baranda de una terraza.

Sebastián Reyes, un joven chileno de 23 años, ha vuelto a nacer. Se precipitó al vacío desde 17 pisos de altura, el equivalente a 40 metros. "Cuando iba cayendo, iba soñando que iba levitando. Sentí el golpe, pero no desperté. Desperté en el hospital", relata el joven.
Pese a lo impresionante de la caída y a lo poco probable que era sobrevivir a ella, Sebastián únicamente se rompió el fémur y la pelvis. Tras veinte días hospitalizado, el joven recibía el alta médica. Un milagro que ocurrió en Rancagua, Chile.
Aquel día el joven había vuelto de fiesta con unos amigos. Salieron a la terraza de la casa de un amigo para seguir charlando. Se sentó en la barandilla y, entonces, Sebastián resbaló. "En eso, cuando él se sube, nos llama y al momento de mirarlo, se desplomó", relata uno de los presentes. Por suerte para todos, el incidente quedó en un susto.
Fuente: abc.es

Comentarios