País
Miércoles 30 de Marzo de 2016

Sol Líneas Aéreas se encamina al cierre y mañana será clave

Se vence el plazo de la conciliación que dictó el Ministerio de Trabajo y la única firma interesada en gestionarla se retiró de las negociaciones.

Los gremios intervinientes en el conflicto de Sol Líneas Aéreas ven cada vez más complicada la posibilidad de que la empresa vuelva a despegar. Ayer, ante los rumores de llegada de telegramas de despidos que circularon por las redes sociales —luego desmentidos por los trabajadores— , los delegados de los distintos sectores representados reconocieron que con la retirada de la compañía boliviana Amazonas, el único candidato a quedarse con la empresa que quedaba en pie, admitieron que difícilmente aparezca otro interesado. Mañana vence el plazo establecido por el Ministerio de Trabajo nacional para tratar de destrabar el conflicto. La actitud de la firma de no presentarse a la última audiencia fue tomada como una mala señal por los 150 empleados que aún esperan una salida distinta al cierre.

El primero en hablar ayer fue el delegado regional de la Asociación Personal Aeronáutico (APA), Edgardo Da Caro, quien vaticinó ayer que la posibilidad de que Sol Líneas Aéreas vuelva a operar es cada vez más complicada.

Fuentes de los distintos niveles de gobierno consultadas por este medio coincidieron en que las probabilidades son casi nulas para que vuelva a despegar la firma rosarina con el nuevo escenario en el sector. Los desembarcos de nuevas compañías a la región (Lan Perú y Copa) y al país con el arribo de Avianca, mediante la compra de MacAir — propiedad de Franco Macri, padre del presidente de la Nación—, habrían desactivado definitivamente el interés por la empresa rosarina. "Además, la quieren vender cara", se lamentaron dentro del sector turístico local sobre la intención los propietarios de Sol.

"A esta altura resta ver qué hará la Administración Nacional de Aviación Civil Argentina (Anac) con las 17 rutas que tiene Sol", reconocieron dirigentes gremiales y empresarios del rubro.

El delegado local de la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (Apla), Luciano Gottig, señaló que desde hace unos diez días "dejaron de atender los teléfonos, por lo que crece la incertidumbre sobre el futuro de la empresa" y señaló, en este sentido, que algunos empleados ya consiguieron trabajo en otras empresas.

Rafael Brandano, referente local de la Asociación de Personal Técnico Aeronáutico, coincidió en que las perspectivas para los 150 de los 220 trabajadores que había al inicio del conflicto son "complicadas".

En declaraciones a LT 10 de Santa Fe, Da Caro reveló que "otro problema que tenemos es que la empresa se agarra de un artículo para pagar la indemnización en cuotas. Lo que más nos preocupa es cómo vamos a reubicar a la gente que se queda sin trabajo".

De todos modos, los trabajadores y gremios esperan que las autoridades de la carteras de Trabajo y de Transporte de la Nación encuentren una alternativa al cierre en las próximas horas.

Por su parte, el delegado de los pilotos de la aerolínea, Juan Manuel Maroni, contó que no tienen confirmado ningún despido, pero admitió: "Sabemos que hay rumores porque las empresas interesadas se retiraron de las negociaciones por la compra de Sol".

Sol Líneas Aéreas cesó sus actividades a comienzos de enero, después de la rescisión de un acuerdo que mantenía con Aerolíneas Argentinas que le aseguraba a la compañía local un millón de pesos diarios.

Comentarios