Más noticias
Miércoles 28 de Diciembre de 2011

Un estudio hecho en EE.UU. confirmó la presencia de un mineral cancerígeno en Casa de Gobierno

Las pruebas, realizadas por un laboratorio privado, detecto asbesto en los caños del 2º y 3º subsuelos del edificio. Afecta a la parte administrativa de la Dirección General de Escuelas, las oficinas de Legajos y los archivos de Contaduría, Rentas y Bienes Inmuebles.

Por Gonzalo Ponce
gponce@diariouno.net.ar

Un estudio privado realizado en Estados Unidos determinó la presencia de asbesto (un mineral cancerígeno) en los caños del segundo y tercer subsuelos de Casa de Gobierno. Esto afecta a la parte administrativa de la Dirección General de Escuelas (DGE), las oficinas de Legajos y los archivos de Contaduría, Rentas y Bienes Inmuebles.

La historia comenzó en setiembre de 2010, cuando se detectó asbesto en el segundo subsuelo del edificio del Poder Judicial. En ese entonces se supo que la fuente de contaminación era el antiguo y dañado aislante térmico de la cañería de la calefacción central.

En octubre del mismo año la Corte reconoció la situación y decidió la eliminación de las fibras de asbesto y la reubicación de los trabajadores. Pero 2.700 kilogramos de residuo cancerígeno que fueron separados aún no han logrado su deposición final en Córdoba y se almacenan en el subsuelo del Palacio Judicial.

Al mes siguiente un grupo de empleados de Casa de Gobierno, temiendo que la misma situación se diera en su ámbito laboral, inició un expediente administrativo que encontró una serie de obstrucciones, por lo que la abogada Leticia López Ceverino realizó una denuncia en Fiscalía de Estado.

Esto generó que la DGE decidiera y anunciara el traslado de 150 personas que trabajan en los posibles lugares afectados a un nuevo edificio. Además la Universidad Nacional de Cuyo, a través de la Dirección de Estudios Tecnológicos e Investigaciones (DETI), inició un estudio para determinar si había asbesto en proporciones tóxicas para el personal.

Poco más de un año después la situación no cambió: los residuos cancerígenos siguen bajo el edificio judicial, no se sabe oficialmente si los trabajadores del subsuelo de Casa de Gobierno (la mayoría de la DGE) están expuestos al asbesto porque no se conoce el resultado de un estudio de la DETI y el personal de la DGE no ha sido trasladado.

Para López Ceverino los estudios realizados por el laboratorio Omni Environmental Inc. son claros: “Estamos en presencia de asbesto desde hace más de un año, en todos los ambientes analizados y las porciones de muestra que se tomaron de los caños. El estudio realizado en Estados Unidos proporciona la cantidad de fibras de asbesto encontradas, la cantidad de materiales (pintura o cal que recubran el caño) y determinó que su presencia no es nociva para la salud, pero sólo en la muestra. Sin embargo, está claro y conciso que hay asbesto en las muestras del lugar en porcentajes del 4% al 22%”, señaló.

El nivel de toxicidad debería determinarlo el estudio de la DETI, que es más sofisticado. Pero se hizo el 5 de noviembre de 2010 y todavía no se sabe nada. “No sé si la responsabilidad es del Gobierno o de la DETI. Ya se han realizado las denuncias pertinentes, si todavía no se dan a conocer es porque evidentemente hay un alto riesgo para la salud de los trabajadores. Por esta razón tomé las pruebas en forma particular y me aseguré de que hay asbesto en las cañerías que si están deterioradas obviamente elevan el nivel de toxicidad”, cerró López Ceverino.

 

 

 

Comentarios