Primicias
Domingo 13 de Noviembre de 2011

Willem Dafoe: No soy una estrella

El actor estadounidense Willem Dafoe asistió al Festival Internacional de Cine de Mar del Plata. En una entrevista, reveló los secretos de su carrera y lo gratificante que es la actuación.

El actor Willem Dafoe, presente en el Festival Internacional de Cine de Mar del Plata junto a su mujer, la realizadora italiana Giada Colagrande, para presentar "A Woman", aseguró que no es una estrella de cine sino un actor.

Y no lo digo por modestia, sino porque las estrellas de cine son personas que generalmente adoptan una personalidad y las películas se convierten en un vehículo para llevar esta personalidad adelante, mientras que el actor es alguien más desarmado, que va hacia un lugar y toma la forma que ese lugar le está pidiendo", explicó.

"Quizás sea una idea obvia -agregó el actor norteamericano en declaraciones a Pedro Fernández Mouján de la agencia Télam-, pero para mí se pueden dividir los actores y sus carreras en base a esta definición".

"En realidad -aclaró- hay grandes estrellas de cine que me generan mucho placer ver y que hacen cosas muy divertidas pero en mi caso, si me piden que repita algo o que haga cosas que se me atribuyen previamente me pongo muy nervioso y me gusta poco y nada; por el contrario, mi placer interior es saber que no tengo alianzas con nada, excepto cierta flexibilidad y curiosidad".

Con 56 años y habiendo trabajado con casi todos los nombres importantes del cine, desde Martin Scorsese a Abel Ferrara, pasando por Win Wenders, Lars von Trier y David Lynch, Dafoe es uno de los grandes actores de la escena mundial que puso el cuerpo a personajes imborrables como el Sargento Elías de "Pelotón", Bobby Perú de "Corazón salvaje" o el mismo Jesús en "La última tentación de Jesucristo.

"Sí, lo que usted quiera -rezonga- pero no soy una estrella de cine, no me siento afectado por la fama, yo viajo todo el tiempo como una suerte de tipo que está vendiendo aspiradoras puerta a puerta: nunca sé cuál va a ser mi próximo trabajo, no tengo contratos ni seguros laborales con nadie, muchas veces me siento como un tipo que no sabe qué va a suceder con su vida la mañana siguiente", dice.

"Mientras que si pienso en una verdadera estrella de cine -comenta riéndose- me lo imagino en una pileta rodeado con chicas haciendo topless, aspirando cocaína y esperando que suene el teléfono". (www.a24.com)

Comentarios