Deportes
Jueves 02 de Noviembre de 2017

De no creer: El árbitro terminó el partido cuando la pelota estaba entrando en el arco...

Ocurrió en el encuentro entre Segoviana y la Ponferradina. Empataban sin goles y el árbitro López Parra marcó el final cuando un delantero de la visita estaba definiendo y la pelota estaba llegando al fondo de la red.

Un escándalo mayúsculo se registró en el final del Gimnástica Segoviana-Ponferradina, del grupo I de la Segunda B de España. El árbitro del encuentro, López Parra, decidió dar por finalizado el encuentro en plena jugada de ataque del equipo visitante, al punto de que el silbato sonó cuando Andy golpeó a la pelota para batir al portero local en el tanto que hubiera supuesto la victoria del conjunto berciano.


El árbitro había decidido añadir tres minutos al tiempo reglamentario y, en el momento de pitar el final, el reloj marcaba el minuto 48 y 17 segundos.

La acción venía de una jugada anterior en la que la Gimnástica Segoviana estuvo a punto de marcar. Sin solución de continuidad, Ponferradina inició el que debía ser el último ataque, que acabó con un centro al área que recibió Andy. Justo cuando picaba el balón ante la salida del arquero, sonó el silbato del árbitro. El balón terminó en la red.

Un jugador de la Ponferradina fue amonestado en mitad de las protestas de los jugadores visitantes.


Embed



Comentarios