Deportes
Sábado 16 de Marzo de 2019

Un club argentino, que no es River, quiere romper el mercado con Mascherano

Gabriel Milito llegó a Estudiantes de La Plata con un gran objetivo: rearmar un plantel de jerarquía. De este modo, Estudiantes ya proyecta un posible equipo para la próxima temporada.

Gabriel Milito llegó a Estudiantes de La Plata con un gran objetivo: rearmar un plantel de jerarquía. De este modo, Estudiantes ya proyecta un posible equipo para la próxima temporada. El flamante entrenador le encomendó al presidente de la institución, Juan Sebastián Verón, jugadores de renombres, al menos uno por puesto y, además, conservar alguno hombres como el caso del arquero Mariano Andújar.

El entrenador, quien comenzó su segundo ciclo al mando del Pincha, quiere nada más ni nada menos que a Javier Mascherano en el próximo mercado de pases. "Gabriel Milito, Juan Sebastián Verón y Gastón Fernández tienen encomendada una gran tarea: convencer a alguien que tiene contrato en exterior", soltó el periodista Marcelo Benedetto en Fox Radio y acto seguido confirmó que se se trataba del ex Barcelona y River Plate.

Actualmente, Mascherano se encuentra en el club chino Hebei Fortune, institución a la que llegó en el 2018 luego de un largo período jugando en el Barcelona. El Jefecito llegó a cambio de 10 millones de euros y tiene un contrato vigente hasta enero del 2020. Esto último sería uno de los impedimentos para que el futbolista juegue en la Superliga. Además todo depende de la voluntad y de sus ganas de volver a la Argentina.

Cabe recordar que su paso por el fútbol local fue breve debido a que, entre que debutó y se fue de River Plate solo hubo dos años (2003-2005). "Hoy me siento jugador, quiero seguir jugando pero no puedo hablar del futuro. Trataré de cumplir mi contrato en China, tengo un compromiso con este club y trataré de cumplirlo. En junio cumplo 35 años pero yo tengo todavía tengo ganas de jugar", admitió Mache en diálogo con 90 minutos de Fútbol.

Por su pasado en el club "Millonario" la lógica indicaría que, en caso de regresar al país, vista los colores de "La Banda", pero quién dice la dirigencia puede convencer al Jefecito para usar la casaca del Pincha. "No quiero ser preso de mis palabras. No sé qué pueda pasar. River hoy es un club modelo y contrata jugadores muy importantes. Yo no sé si soy el caso en este momento", había manifestado en aquella entrevista el ex Barcelona.

Comentarios