Mendoza
Viernes 14 de Diciembre de 2018

Un grupo de 30 personas invadieron una avícola y exigieron mercadería

Tenían pecheras rojas y dijeron ser un movimiento social. Dijeron que era obligación del empresario entregar alimentos.

La dueña de una avícola de Guaymallén y sus empleados sufrieron un violento episodio cuando 30 personas con pecheras rojas y organizadas llegaron al comercio y exigieron la entrega de mercadería debido a que es "obligación del empresario". La Policía desbarató el hecho.


Nieves del Carmen Rodríguez, dueña de una avícola de Guaymallén, contó a Radio Nihuil que cerca de las 10.30 del jueves "ingresaron al salón de ventas tres personas, que generalmente hacemos ingresar de a uno por seguridad. Después 10 personas quedaron afuera, pero en la calle había 20 personas más, todos con pecheras rojas nuevas", aparentemente de algún movimiento social.


avicola 2.jpg

La mujer dijo que no fueron a pedir, sino a exigir mercadería "porque es responsabilidad del empresario donarle mercadería".


"Estaba un encargado y le dijo que de ninguna manera. Generalmente donamos a escuelas, a comedores, más la situación que estamos viviendo en este momento, con pocas ventas, tratando de conservar puestos de trabajo", detalló Nieves del Carmen.


Ellos no lograban que estas 30 personas, entre mujeres, jóvenes y algunos hombres adultos, se retiraran del lugar, lo que le complicó las ventas debido a que los clientes no se animaban a entrar en esa situación.


Un vecino de la avícola llamó a la Policía, quienes llegaron en pocos minutos, y sacaron a las personas del interior del salón, y pudieron cerrar el portón.

avicola 3.jpg


"La policía frenó todo. Todos estaban con pañuelos. Uno cuando se lo empieza a poner tapándose la cara, le dije que no lo hiciera porque estaba prohibido por ley. Lo mira uno de los policías y se lo retira. Parece que están muy organizados porque todos empezaron a ponerse los pañuelos rojos tapándose la cara", relató la empresaria.


Cuando estas personas se retiraban del lugar, amenazaron a la dueña: "Me dijeron 'para las fiestas te vamos a cortar los accesos y no vas a vender nada'".


Nievas del Carmen exigió: "El Gobierno es quien nos tiene que brindar la seguridad que corresponde porque para eso pagamos impuestos y ellos deben resguardarnos porque somos trabajadores y aportantes de este gobierno. Nos sentimos vulnerados estamos trabajando".