Ovación
Domingo 04 de Febrero de 2018

Pedaleó con los mejores en la selección

El sanrafaelino Rubén Rojas integró la selección argentina de ciclismo que participó en la Vuelta de San Juan donde cumplió una muy buena actuación sobre todo en la etapa reina

Todavía perdura la alegría y la adrenalina que generan los grandes eventos. Y es que Rubén Rojas pudo cumplir el sueño de integrar la selección argentina de ciclismo en un evento tan importante como fue la Vuelta de San Juan.
Primero llegó el mail de la Federación Argentina de ciclismo de ruta y pista confirmando su convocatoria y luego recibió el llamado de Omar Contreras, director técnico de la selección nacional.
"Había tenido conversaciones y sabía que había posibilidades pero realmente no me lo esperaba. Cuando me enteré fue sin dudas lo mejor que me pudo pasar, me dio mucha alegría", contó Rubén.

Sensaciones
Desde que recibió la noticia hasta llegar a la provincia de San Juan Rojas no pensaba demasiado en lo que iba a vivir.
"Cuando llegué a San Juan ahí comenzaron los nervios. Ver todo ese mundo, con tantos profesionales la verdad era increíble".
Y agregó: "Apenas largamos la primera etapa comencé a mirar a mi alrededor y me costaba creer que era yo el que estaba ahí entre tanta gente que yo veo por televisión".
En cuanto a las cosas que le llamaron la atención y lo sorprendieron el pedalista que defiende los colores del equipo Maderera López-Club Martín Güemes, señaló que "me sorprendió mucho la manera de correr que tienen, al estilo europeo, como profesionales. Es decir, ellos manejan todo y uno debe acatar sus órdenes. Si uno se detiene para ir al baño, todos debemos parar y cuando se les ocurre que nadie se escapa, hay que hacerles caso".
Además puntualizó: "Otra de las cosas que me llamaron la atención es que se comparten los trabajos, o sea que en las etapas de llano como en las de montaña los equipos trabajan en conjunto hasta el sprint y lógicamente en cada equipo hay un corredor y todos trabajan para él".
La cita sanjuanina es de nivel internacional por lo tanto la parte organizativa debe estar a la altura.
"Nunca había estado en un evento así, un show muy grande. Salíamos a pedalear custodiados, había circuitos fijos para poder entrenar. Y las rutas que están cortadas y no tenés peligro de nada, eso es realmente fabuloso", destacó.
Por último Rubén se refirió a sus anhelos.
"Un sueño sería poder ganarla (Vuelta de San Juan). De todos modos ahora empiezo a pensar en la Vuelta de Mendoza, ese es mi gran objetivo de la temporada".

Comentarios